Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Cómo es la nueva novela turca que desembarcó en Telefe

logotipo de Clarín Clarín 11/09/2018 clarin.com
Una parte de mí. La nueva telenovela turca de Telefe. © Proporcionado por Arte Gráfico Editorial Argentino S.A. Una parte de mí. La nueva telenovela turca de Telefe.

La nueva tira turca de Telefe viene a seguir con la tradición: la historia se inscribe en el marco del culebrón más clásico, aunque su temática central sea el alquiler de vientre. Para los amantes de las telenovelas turcas, su llegada a la pantalla local es motivo de festejo. Pero para los que esperan algo nuevo, no lo van a encontrar en Una parte de mí (a las 17.45 por Telefe).

La historia del triángulo amoroso esta vez viene atravesado por el ingrediente actual de la subrogación de vientre. Una pareja, Defne y Kahraman, de posición social alta, quiere tener un hijo pero -ante la dificultad de ella de concebir- deciden recurrir a un alquiler de vientre.  La elegida, Elif, es joven, bella y con muchos problemas económicos, lo que la lleva a aceptar la propuesta, desesperada por su situación familiar.

Volver a reproducir video

Los conflictos que se desatan a partir de ahí son varios. Uno de ellos es que Elif descubre que fue engañada y en realidad ella no sólo prestó su vientre. Sin intención de revelar todos los secretos, sólo puede decir que luchará con todas sus herramientas para quedarse con el bebé. Por otro lado, Elif y Kahraman se sienten cada vez más atraídos y terminarán enamorándose, algo inconcebible en su contexto.

Pero como ocurre siempre, habrá mil y una vueltas en la trama, con muchos personajes manipuladores, malvados, que le harán la vida imposible a los protagonistas.

Elif es la heroína sufrida al máximo: su mamá está presa, su hermana enferma en el hospital, un ex novio, Maksut, es un tipo violento que se obsesiona con ella y la persigue a toda costa. Pero, además, para evitar a Maksut, la familia de Kahraman le da refugio en la mansión. Y para ella eso resulta más una prisión que un hogar.

Por otra parte, Defne sufre en silencio por los celos que le provoca la presencia de Elif y empieza a dudar de la decisión que tomó.

El mundo de los personajes de Una parte de mi se completa con un patriarca cuya palabra es sagrada (para los seguidores de las ficciones turcas será una cara conocida, ya que es el mismo actor que interpretaba al padre de Onur en Las mil y una noches), y una madre manipuladora. En el seno de esa familia rica hay rencores, envidias y competencias feroces, y, además, hay varios secretos que si salen a la luz pueden arruinarle la vida a unos cuantos.

Las tradiciones más rancias, el machismo y las actitudes maniqueas de algunos personajes se inscriben en el rango más puro del melodrama, pero con el despliegue de las grandes producciones a los que nos tiene acostumbrados la televisión turca. Y nunca faltan las mansiones soñadas frente al Bósforo, las postales increíbles de Estambul y algunas costumbres que para el público local ya dejaron de ser exóticas. Pero, en definitiva, Una parte de mí (en el original El día en que mi destino fue escrito) es un poco más de lo mismo.

Más en MSN: Showmatch: la disco del Bailando sigue sumando parejas (Fuente: Periodismo.com)

Más de Clarín

image beaconimage beaconimage beacon