Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

20 miembros OEA buscarán pasos concretos sobre Venezuela

logotipo de Associated PressAssociated Press 28/03/2017 Por LUIS ALONSO LUGO, Associated Press

WASHINGTON (AP) — Veinte de los 34 estados miembros de la Organización de Estados Americanos se comprometieron el martes a definir "pasos concretos que contribuyan a identificar soluciones diplomáticas" a la crisis política venezolana.

La embajadora canadiense Jennifer May Loten leyó una declaración a nombre de 20 países, a los que no identificó, durante una sesión extraordinaria del Consejo Permanente. Fue solamente una expresión pública de esas naciones, ya que la organización no adoptó resolución alguna.

En Caracas, poco después del final de la sesión del Consejo Permanente de la OEA, el presidente Nicolás Maduro afirmó que los adversarios del gobierno socialista venezolano fracasaron en su intento de aplicar sanciones a Venezuela.

"Hemos obtenido una gran victoria para nuestro país. Ni se aprobó la Carta Democrática ni se aprobó el comunicado infame de la coalición de países de derecha, de gobiernos de derecha", dijo Maduro acompañado de su tren ministerial.

La OEA convocó a la sesión extraordinaria apenas horas después de que 14 de sus Estados miembros llamaran el viernes a Venezuela a liberar a los presos políticos, convocar a elecciones y respetar las decisiones de la Asamblea Nacional en una inédita posición conjunta en torno a la crisis del país sudamericano. Sin embargo, dijeron que la suspensión de esa nación del organismo debería ser la última opción.

Los estados miembros de la OEA realizan lo que denominan una "evaluación colectiva" de la situación venezolana desde el 23 de junio, cuando 20 miembros votaron a favor de que Almagro expusiera su primer informe durante una sesión extraordinaria.

El jefe de gabinete del secretario general, Gonzalo Koncke, subrayó que la sesión del martes demuestra lo que describió como un "ejercicio acumulativo. Se inicia la sesión con 14 países que mencionan la gama de problemas, y termina la sesión con 20 países haciendo una declaración".

En Washington, el viceministro venezolano para América del Norte, Samuel Moncada, describió la celebración de la reunión como un "acto hostil" por considerar que un debate sin su autorización equivale a una violación de su soberanía.

Por su parte, el subsecretario de Estado adjunto para el hemisferio occidental, Michael Fitzpatrick, enumeró —sin mostrar preferencia por alguna— propuestas presentadas por varios países, las cuales incluyen crear un grupo de territorios amigos, enviar una delegación a la nación sudamericana para dialogar directamente con actores políticos e invitar a los tres expresidentes que mediaron el diálogo infructuoso celebrado el año pasado con la mediación del Vaticano.

Caracas ha acusado reiteradamente al organismo multilateral de prestarse a los intereses de Washington para atentar contra gobiernos de izquierda en la región.

El Consejo Permanente de la organización celebró una sesión extraordinaria pese a la renuencia de la delegación venezolana, que forzó a un voto para decidir si se aprobaba la agenda del encuentro. La celebración de la reunión recibió 20 votos a favor y 11 en contra, salvando la cantidad mínima de 18 votos para proseguir.

Al conversar con reporteros en la sede de la OEA al final de la sesión, el diputado opositor venezolano Luis Florido consideró como "un paso adelante" el pronunciamiento de los 20 países para seguir evaluando la situación venezolana.

La sesión adquirió un tono agrio hacia el final, cuando varios embajadores advirtieron que abandonarían la sala en señal de protesta después de que Moncada calificara como "golpista" al gobierno del presidente brasileño Michel Temer y dijera que "si Colombia nos quiere ayudar, que pare la producción de cocaína".

La representante peruana Ana Rosa Valdivieso se retiró de la sala minutos después de haber advertido que lo haría si el viceministro venezolano mantenía el tono de su intervención.

"No procede que un país empiece a atacar a cada país miembro. ¿Le puede llamar la atención", le pidió Valdivieso al beliceño Patrick Andrews, quien ejerce la presidencia rotativa del Consejo Permanente. "Si no, nos vamos a retirar todos".

Los venezolanos atraviesan una crisis política, agravada por una inflación galopante y una grave escasez de medicinas y alimentos.

Los 34 estados miembros que participan activamente en la OEA anularon en 2009 la suspensión impuesta a Cuba, pero la isla comunista ha enfocado sus intereses en otros organismos como la CELAC, en la que no participa Estados Unidos.

--------

El corresponsal de AP en Caracas Jorge Rueda colaboró con este despacho.

Luis Alonso Lugo está en Twitter como https://twitter.com/luisalonsolugo

image beaconimage beaconimage beacon