Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Ciudad de México investiga nexos de funcionarios con crimen

logotipo de Associated PressAssociated Press 04/08/2017

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — Después de los brotes de violencia vinculada al crimen organizado vividos en el sur de la Ciudad de México en las últimas semanas, las autoridades informaron el jueves de un amplio operativo para investigar a funcionarios y policías de la delegación afectada con el fin de averiguar si tienen vínculos con delincuentes.

En un comunicado, el gobierno local informó que el alcalde de la ciudad, Miguel Ángel Mancera, ordenó la destitución del fiscal de Tláhuac, de mandos investigadores y de algunos policías de esta delegación donde el 20 de julio hubo escenas más propias de las ciudades fronterizas que de la capital del país: vehículos quemados, bloqueo de calles y un intenso tiroteo entre infantes de Marina y supuestos delincuentes que dejó ocho muertos, entre ellos Felipe de Jesús Pérez Luna, alias “El Ojos”, líder de un grupo criminal que controlaba la zona.

Mancera ha negado reiteradamente la existencia de cárteles de la droga en la megalópolis, pero ese día se vio cómo los sospechosos portaban fusiles de asalto, no las pistolas utilizadas en la mayoría de los delitos a mano armada, y cómo simpatizantes de los criminales organizaron bloqueos para obstruir los movimientos de la policía.

En un acto público el jueves y al referirse al operativo desplegado en Tláhuac, el alcalde dijo que el objetivo en estos momentos es “asegurar que tenemos control de la zona”.

“Cualquier intento de reorganización [de los criminales] lo vamos a inhibir”, agregó.

La capital del país solía ver la guerra contra las drogas como una lucha que se libraba en estados alejados. Pero eso se acabó. Aunque la violencia en la Ciudad de México sigue estando lejos de ser la peor, su tasa de homicidios se elevó 21% en el primer semestre del año, según estadísticas del gobierno recién publicadas.

Y el gobierno federal sigue muy de cerca la situación. El comisionado nacional de seguridad, Renato Sales, indicó el jueves que la Procuraduría General de la República ya está coordinándose con la fiscalía capitalina para “ubicar a grupos delincuenciales de toda índole”.

“El gobierno de la República está en la mejor disposición de apoyar al gobierno de la Ciudad de México en estos temas”, agregó.

Además de las actuales investigaciones, en abril se dispuso la rotación de 230 policías, a quienes también se les indaga para deslindar cualquier posible irregularidad o ilícito, agrega la nota del jueves.

image beaconimage beaconimage beacon