Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

EEUU detiene a migrante que se refugió en iglesia hace años

logotipo de Associated PressAssociated Press 26/04/2017

DENVER (AP) — Un inmigrante mexicano que alguna vez se refugió en una iglesia de Colorado para no ser deportado, fue detenido el miércoles por agentes migratorios mientras se dirigía a su lugar de trabajo para instalar losetas de piso, informaron activistas que respaldan sus esfuerzos para que pueda permanecer en Estados Unidos.

Una de las hijas de Arturo Hernández es ciudadana estadounidense y otra de ellas cuenta con protección para deportación bajo el programa del gobierno de Obama para personas que llegaron de manera ilegal durante su infancia. Su detención se presenta en un momento en el que el gobierno del mandatario Donald Trump presenta una postura mucho más estricta a la de su predecesor en materia de deportaciones.

Hernández pasó nueve meses viviendo en el sótano de la Primera Iglesia Unitaria de Denver, a partir de octubre de 2014, cuando el gobierno de Obama intentó deportarlo.

Llamó la atención de las autoridades migratorias luego de ser acusado de agresión por un incidente laboral, a pesar de que durante un juicio se le absolvió de cualquier comportamiento delictivo. Hernández salió de la iglesia y retomó su trabajo una vez que el gobierno de Obama le garantizó que su caso ya no sería una prioridad de deportación.

Gabriela Flora, del American Friends Service Committee (Comité de Servicio a Amigos de Estados Unidos), dijo que el hermano de Hernández vio que agentes del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE por sus iniciales en inglés) detenían a Hernández cuando llegó a un almacén a recoger losetas para un trabajo.

“Pusieron fin a las prioridades que tenían y el gobierno ha dicho que todo aquel que esté en el país sin los documentos apropiados es sujeto a deportación, y eso no es bueno para nuestra comunidad”, dijo Flora. “Él, al igual que muchas personas, es padre de familia y un miembro dedicado de la comunidad”.

El portavoz de ICE, Carl Rusnok, no comentó al respecto.

Hernández, su esposa y su hija, de entonces 3 meses de edad, ingresaron legalmente a Estados Unidos desde México en 1999 y optaron por mantenerse en el país una vez que expiró su visa. La hija mayor de Hernández se graduará de la secundaria el próximo mes. Su hija menor nació en Estados Unidos y cuenta con ciudadanía estadounidense.

Actualmente, otra inmigrante que está ilegalmente en el país, Jeanette Vizguerra, también busca refugio contra deportación en el sótano de la misma iglesia de Denver. Recientemente fue nombrada una de las 100 personas más influyentes del mundo por la revista Time.

image beaconimage beaconimage beacon