Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El Gobierno estudia lanzar una nueva convocatoria del plan Procrear en septiembre

logotipo de LA NACION LA NACION 22/08/2017

El Gobierno prepara para septiembre otra convocatoria del plan Procrear, que impulsa la compra de viviendas con créditos subsidiados. "Lo más probable es que el mes próximo reabramos la línea, pero dependemos del cierre del presupuesto 2018", dijo el subsecretario de Desarrollo Urbano y Vivienda, Iván Kerr.

De avanzar, éste sería el tercer llamado del año para inscribirse en el programa oficial. Aún podrían surgir objeciones por la capacidad presupuestaria oficial para afrontar la nueva etapa y la posibilidad de los bancos de atender una mayor demanda. El tema se analizará el viernes en la "mesa chica" de la Casa Rosada y el lunes podría haber novedades.

En tiempos electorales, en el Gobierno confían en que también sirva para captar votos para las elecciones legislativas de octubre. Las políticas para paliar el déficit habitacional, que afecta a 3,8 millones de hogares en el país, son uno de los ejes de la campaña. Por otro lado, la expansión del crédito hipotecario en los últimos meses ya fue incluso bautizada como "voto UVA".

El viernes pasado, en la Casa Rosada se analizaron los datos actualizados del Procrear. De la reunión, que se extendió durante dos horas y suele hacerse una vez por mes, participaron el presidente Mauricio Macri: Kerr; el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, y el vicejefe de Gabinete, Gustavo Lopetegui.

Un breve resumen de la información que se presentó muestra lo que sigue: en lo que va del año hasta el miércoles pasado se concretaron 5576 escrituras, de las cuales 394 se sumaron en la última semana. El monto total entregado en créditos hasta el momento es de $ 3271 millones, mientras que los subsidios sumaron $ 1784 millones.

El 81% de los créditos Procrear fueron entregados por los bancos públicos, según indica el informe oficial. El dato no llama la atención, pero los entregados por el Banco Nación fueron 27.133 préstamos, contra 4919 del Provincia de Buenos Aires y 2380 del Ciudad.

La explicación que dan en las entidades bancarias es simple: la tasa de interés más atractiva que ofrece el Nación hizo que el 66% de los adjudicatarios del crédito lo eligieran. Hay, sin embargo, un riesgo. La capacidad de la entidad más grande del sistema de absorber la enorme demanda. "En los próximos ocho meses la entidad tiene que entregar 4875 créditos mensuales, lo que equivale a uno cada 1,3 minutos", explicó Kerr.

Entre los bancos privados, el Galicia encabeza la lista, con 2675 préstamos otorgados, y lo sigue el Banco Macro, con 2472. Hay una particularidad: ambos superan, incluso, al Banco Ciudad.

El plazo promedio de los créditos solicitados para vivienda es de 17 años, y el subsidio, de 320.000 pesos (el máximo es de 400.000 pesos). La radiografía se completa de la siguiente forma: el Procrear absorbió el 42% de los préstamos hipotecarios nominados en UVA otorgados este año y el 23% del monto total en pesos otorgado.

El Gobierno estudia lanzar una nueva convocatoria del plan Procrear en septiembre © LA NACION El Gobierno estudia lanzar una nueva convocatoria del plan Procrear en septiembre

En tanto, si se segmenta por edad, el grupo que va de los 31 a los 35 años compone el 35% del total de los créditos otorgados; la franja de los 36 a 40 años, el 26%; la de 26 a 30 años, el 19%; de 41 a 45 años, el 11%; de 46 a 50 años, el 5%; de 51 a 55, el 2%, y de 20 a 25 años, también el 2 por ciento.

El Procrear permite la compra de un inmueble a familias con ingresos de entre $ 19.000 y $ 38.000 y combina un subsidio no reembolsable de hasta $ 400.000, un crédito hipotecario UVA y el ahorro familiar, que debe sumar por lo menos el 10% del valor del inmueble.

En forma paralela, también avanza el programa Mejor Hogar, que es parte del programa oficial Procrear y que consta de dos líneas de créditos: una para conexiones domiciliarias a la red de gas natural en el Gran Buenos Aires (GBA), cuyo objetivo es afrontar el déficit de servicios en viviendas que existe en el país, y la otra, para la compra de materiales para llevar adelante obras de refacciones.

Hasta el momento, según indicaron las mismas fuentes oficiales, hubo 18.500 inscriptos para acceder al financiamiento para la compra de materiales, de los cuales fueron habilitados 8500 créditos.

Según los últimos datos disponibles, 10.000 solicitantes quedaron afuera por tener antecedentes negativos en el sistema financiero. Para el plan de conexión a la red de gas hubo a la vez 7400 inscriptos, aunque sólo 4600 cumplían las condiciones para ser habilitados.

Al mismo tiempo, indicaron que avanzan las conversaciones con la empresa AYSA para expandir el alcance de los créditos a la financiación de conexiones domiciliarias a la red de agua y cloacas. Los inconvenientes que deben resolverse son que el esquema puede ser más complejo debido a que no se pueden incluir en la factura del servicio los gastos extras del crédito. Por otro lado, si no se paga la factura o el crédito, no se puede cortar el servicio.

Más de LA NACION

image beaconimage beaconimage beacon