Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Eliminatorias: Arturo Vidal se declara "con mucha rabia y complicado" tras ser señalado en otro acto de indisciplina

logotipo de LA NACION LA NACION 29/08/2017

Arturo Vidal iba llegando al entrenamiento de la selección chilena cuando recibió una llamada de su mujer desde Munich, Alemania. Le preguntaba por qué en la radio y en la televisión mencionaban su nombre en unos desórdenes que verificó la policía en el hotel del Casino Monticello a las 7.30 de la mañana. Aún no se conocía el veredicto del TAS y en Chile estaba salpicado otra vez por un acto de indisciplina Vidal, que en la Copa América 2015 chocó su Ferrari al salir del mismo lugar, ubicado al sur de Santiago.

El jugador practicó normalmente en el búnker de la Roja, que por las eliminatorias sudamericanas recibe el jueves a Paraguay, y después enfrentó a la prensa junto al capitán Claudio Bravo, como estaba previsto. Lógicamente, la primera pregunta fue sobre lo que a esa hora ya llamaban "Monticellazo". "Sí, estuve en el casino, fui con amigos, fui a cenar, nos quedamos un rato ahí y luego me retiré a mi casa. En la mañana supe lo que había pasado con la policía, pero yo no puedo estar pagando lo que hacen mis amigos", contó Vidal.

Poco antes, Carabineros confirmó que recibieron reclamos desde el casino a las siete de la mañana, por ruidos, destrozos y una fiesta sin control, pero que al llegar no vieron al jugador, sino que sólo a sus amigos, a quienes Vidal les habría reservado habitaciones para que pasaran la noche.

Casi llorando, Arturo Vidal dijo que el episodio le trajo problemas incluso con su esposa. "Salió mucha información que no es verdad (.) Me da mucha rabia, porque uno tiene familia y es complicado. Me llamó mi mujer para saber qué estaba pasando. Lo importante es que ella puede confiar en mí y el equipo sabe que estoy comprometido. Estoy triste, hay un tema familiar, me complicó mucho", agregó.

Arturo Vidal © LA NACION Arturo Vidal

Claudio Bravo apoyó a Vidal y disparó contra la prensa de farándula. "Cuando se quiere ensuciar lo que hacemos, eso incomoda, molesta", dijo. Sobre el fallo del TAS, que favoreció finalmente a la Roja en el caso Cabrera, el capitán de la Roja dijo: "No es algo que estuviéramos batallando para sacar adelante, era un tema netamente federativo y nos pone contentos, porque se cumple lo que estaba estipulado en el reglamento (.) esos dos puntos no nos ponen dentro del Mundial, pero te miras en la tabla y estás en otra parte. Es lógico que se afronta el partido (contra Paraguay) con otra hambre, queriendo ganar para abrochar cuanto antes la clasificación".

Arturo Salah, presidente del fútbol chileno, llegó más tarde a conversar con Arturo Vidal y de paso reconoció que el fallo terminaba al fin con la incertidumbre. "Es un triunfo para las normas, las reglas, la ética. Ahora tenemos que enfocarnos en clasificar y ganar en la cancha", agregó.

Más de LA NACION

image beaconimage beaconimage beacon