Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

España dice protegió a embajador Venezuela durante protesta

logotipo de Associated PressAssociated Press 12/05/2017 Por ARITZ PARRA, Associated Press

MADRID (AP) — El emisario del gobierno venezolano en España recibió la protección adecuada durante la protesta de opositores fuera de un centro cultural en Madrid, señaló el viernes el Ejecutivo español ante las críticas por la actuación de la policía española.

La noche del jueves la canciller venezolana Delcy Rodríguez había pedido al gobierno español que vele por la seguridad de la embajada de Venezuela en Madrid.

Al grito de "asesinos" y "narcos" medio millar de opositores al gobierno de Nicolás Maduro se concentraron frente a un centro adscrito a la embajada venezolana donde se realizaba un acto oficial del llamado Comité de Víctimas de la Guarimba, que visita esta semana Madrid para reunirse con legisladores y pedir apoyo para el gobierno venezolano.

Entre los manifestantes muchos portaban la imagen del mandatario venezolano calificándolo de “dictador”.

"Teníamos permiso para 20 personas pero la voz se corrió por las redes sociales y llegaron a 500 o 600", señaló una de las asistentes al acto pidiendo el anonimato por cuestiones de seguridad. "La policía tuvo que cortar la calle", dijo.

El embajador, Mario Isea, y un centenar de invitados no pudieron salir del centro hasta pasada la medianoche, más de cinco horas después de iniciado el acto, cuando decenas de efectivos de la policía finalmente dispersaron a los manifestantes sin altercados graves.

"Exijo que el gobierno español nos dé garantías para que todos los ciudadanos puedan reunirse y expresarse libremente, no solo los que representan a la oposición venezolana", dijo Isea a The Associated Press en la madrugada del viernes antes de subirse a un vehículo.

La canciller Rodríguez se sumó a la crítica después a través de Twitter: “Hemos exigido estricto respeto a la Convención de Viena”, escribió. “El gobierno español debe garantizar la integridad de nuestros diplomáticos”.

El ministro portavoz del Ejecutivo español, Íñigo Méndez de Vigo, respondió el viernes durante una rueda de prensa semanal que se “garantizó en todo momento la seguridad de todos los que estaban participando” en el acto y que las salidas del centro no habían quedado bloqueadas. “La policía garantizó su salida segura y la de todos los presentes si ése hubiese sido su deseo”, señaló Méndez de Vigo.

Con una comunidad de 37.000 venezolanos residentes y un número cada vez mayor de solicitantes de asilo, España está siendo el escenario de acciones a favor y en contra del gobierno de Caracas.

Precisamente el jueves el Congreso de los Diputados español aprobó una moción en la que emplazó al Ejecutivo del conservador Mariano Rajoy a exigir al gobierno venezolano respeto por la separación de poderes y "la liberación inmediata de presos políticos".

El Ejecutivo español también ha propuesto a los miembros de la Unión Europea actualizar su posición sobre Venezuela para instar al gobierno de Caracas a que investigue las muertes de manifestantes y convoque elecciones.

El enviado venezolano a España criticó la moción. "Aspiramos que se corte esa actitud de pronunciarse a favor de los violentos como si fueran víctimas inocentes, porque así es como la oposición venezolana se siente guapa y apoyada y traslada a España su violencia", señaló Isea.

La canciller Rodríguez dijo en Twitter que "los intolerantes y militantes del fascismo no podrán con nuestros diplomáticos dignos".

image beaconimage beaconimage beacon