Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Honda aterrizó en el mercado aéreo con la comercialización de aviones ejecutivos

logotipo de LA NACION LA NACION 28/08/2017

Conocida en el mundo principalmente por sus autos, motos y sus productos acuáticos, ahora la empresa japonesa Honda buscará conquistar el mercado aéreo con el inicio de la comercialización del avión ejecutivo Honda Jet.

La nave cuesta 4,9 millones de dólares y desde diciembre de 2015, cuando comenzó la entrega del jet, ya se vendieron más de 100 unidades en todo el mundo. Si bien todavía falta la certificación de la Avión Civil Argentina (ANAC), el avión ya aterrizó en la Argentina donde es comercializado por la empresa local Hangar Uno. En el mercado nacional se vendieron dos unidades, pero para su uso se necesita hacer previamente el curso de adaptación de 15 días en las instalaciones de la compañía en Greensboro, Carolina del Norte (Estados Unidos).

La empresa, Honda Aircraft, una subsidiaria de American Honda Motor con 1700 empleados, invirtió US$ 160 millones en la fábrica que produce entre 55 y 60 jets por año, aunque tiene una capacidad total de hasta 100 unidades anuales. El avión es considerado el más rápido de su clase. Al igual que con los autos, el proceso de pintura está automatizado y el jet se ofrece en cinco colores (azul, amarillo, rojo, gris y verde).

El desembarco en el país del nuevo producto de la empresa automotriz, que compite con el Cessna Mustang y con el Embraer Phenom 100, llega en pleno crecimiento del mercado de aviones y helicópteros privados. "En los últimos cuatro años de la presidencia de Cristina Kirchner vendíamos dos helicópteros por año. Desde que asumió el actual gobierno vendimos ya 17 unidades", dice Guillermo Tufró, presidente de Hangar Uno, la empresa que también ofrece cursos de piloto de helicópteros.

"El servicio de vuelos ejecutivos creció un 100% desde 2015. Siempre estuvo el dinero en la Argentina, el tema es que antes nadie la quería traer al país; ahora hay otra confianza. Nosotros tuvimos un incremento notable en la horas de vuelo", agregó.

Diseñado para trasladar a seis pasajeros y habilitado para volar con un solo piloto, el Honda jet tiene una autonomía de hasta tres horas, que permite llegar a casi todo el país (menos a Ushuaia), y a destinos internacionales como San Pablo en Brasil o Santiago de Chile. "Para compararlo con los modelos de los autos de Honda, el jet vendría a hacer un Civic", grafica Tufró, que también destacó nivel bajo de ruido del avión.

La nave se destaca por la construcción del fuselaje, en una sola pieza, con fibra de carbono, lo que la hace 12 veces más fuerte y 40% más liviana que el aluminio. Además, los motores están colocados arriba de las alas para ganar 40 centímetros en la longitud total de la nave (12,99 metros). La combinación de ambas características hace al jet más ligero y con mucha potencia. Desde San Frenando, un vuelo arriba del avión tarda 50 minutos a Córdoba y media hora a Punta del Este.

"También está la ventaja de los costos directos, que son más baratos; es decir, el gasto de mantenimiento de los motores es menor que el promedio, y se ahorra entre 10 y 15% de combustible comparado a otros aviones similares. El jet alcanza una velocidad crucero de 422 nudos, más veloz que lo competencia, y tiene un techo máximo de 43.000 pies, como la altura que toman los vuelos comerciales", dijo Ryan Ramos, director de ventas de la empresa para América latina, que está de gira por la región para mostrar el avión.

"La economía argentina está creciendo; nos encontramos con un mercado muy desarrollado", agregó. El jet seguirá su recorrido por Santiago de Chile, para luego subir de nuevo a Estados Unidos, pasando por Ecuador, Colombia, Guatemala y Panamá.

Más de LA NACION

image beaconimage beaconimage beacon