Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Irán refuerza su programa balístico en réplica a EE.UU.

logotipo de LA NACION LA NACION 14/08/2017

TEHERÁN.- Con cánticos que pedían "Muerte a Estados Unidos", el Parlamento iraní aprobó ayer casi por unanimidad un aumento en el presupuesto de producción de misiles balísticos para las operaciones en el extranjero de su Guardia Revolucionaria, en respuesta a recientes sanciones decretadas por Estados Unidos.

"Los estadounidenses tendrían que saber que se trata sólo de nuestra primera acción", advirtió el presidente del Parlamento, Ali Larijani, tras anunciar el voto por una aplastante mayoría de las medidas para "confrontar las acciones terroristas y aventureras de Estados Unidos en la región".

La votación respaldó la ira pública en Irán después de las constantes amenazas del presidente estadounidense, Donald Trump, de renegociar o abandonar el acuerdo nuclear alcanzado por las potencias mundiales bajo su predecesor Barack Obama.

Aunque los legisladores subrayaron que el proyecto de ley no violaría ese acuerdo, la iniciativa legislativa asegura que tanto dentro del país como en el extranjero se sabrá que Irán continuará enfrentándose a Estados Unidos, ya sea en el golfo Pérsico o legislativamente, dijeron analistas.

La medida destinará más de 260 millones de dólares al programa de misiles balísticos de Irán y el mismo monto a la Fuerza Quds -el brazo externo de los Cuerpos de la Guardia Revolucionaria Islámica-, que ha sido desplegada en Irak y Siria.

A mediados de julio, la administración norteamericana impuso nuevas sanciones jurídicas y financieras contra personas y entidades iraníes vinculadas con el programa balístico, prohibido por una resolución de la ONU, y contra el cuerpo de los Guardianes de la Revolución.

Además, a finales de julio, el Congreso de Estados Unidos votó sanciones contra Irán, al que acusó de desarrollar su programa balístico, violar los derechos humanos y apoyar grupos -como el Hezbollah libanés- clasificados como "terroristas" por Washington.

El Departamento de Estado norteamericano considera a Irán como el "primer Estado que apoya el terrorismo" en el mundo.

En la sesión de ayer, 240 legisladores iraníes de los 247 presentes votaron a favor y sólo uno se abstuvo, según la agencia de noticias local IRNA. El proyecto de ley ahora será sometido a una comisión de supervisión llamada Consejo de Guardianes, que se espera que lo apruebe.

El viceministro de Relaciones Exteriores y negociador nuclear en la votación, Abbas Araghchi, dijo que el gobierno del presidente moderado, Hassan Rohani, apoya el proyecto de ley y que "fue diseñado con prudencia para que no viole [el acuerdo nuclear] y entregue excusas a bandos opositores".

Agencias AP y Reuters

Más de LA NACION

image beaconimage beaconimage beacon