Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Las caras de la marcha de la CGT a Plaza de Mayo

logotipo de LA NACION LA NACION 22/08/2017

La CGT encabeza hoy una marcha a la Plaza de Mayo para reclamar que no haya más despidos y para rechazar una eventual reforma laboral. Se concentrarán la CGT, las dos CTA y los principales movimientos sociales.

Sin embargo, la convocatoria escenificará la división de la central obrera. Sin consenso para ejecutar una estrategia común para guiar su vínculo con el Gobierno, muchos gremios de relevancia no estarán porque que le quitaron el hombro a la protesta. Entre ellos, el sector de "los Gordos", los grandes gremios de servicios, cuyo referente es Héctor Daer, uno de los tres jefes.

Héctor Daer, Juan Carlos Schmid, Carlos Acuña © LA NACION Héctor Daer, Juan Carlos Schmid, Carlos Acuña

El músculo más vigoroso de la movilización lo aportarán los sindicatos que comulgan con el moyanismo: los que más insistieron en poner la guardia en alto y trazar un plan de lucha. fueron Juan Carlos Schmid, el representante del sector en el triunvirato de mando, y el camionero Pablo Moyano.

El triunvirato de mando de la CGT

Héctor Daer

Es uno de los referentes del influyente sector de "los Gordos". Intentó suspender la movilización, pero cedió ante el escenario de ruptura. Prioriza el diálogo con el Gobierno hasta que termine el proceso de elecciones. Su objetivo es ubicar a la CGT como el único interlocutor social del oficialismo.

Juan Carlos Schmid

El representante del moyanismo fue quien insistió en mantener en pie la protesta a pesar del pedido de "los Gordos" de bajar la marcha por el contexto electoral. Para no quedar aislado, se reforzó con las dos CTA y los movimientos sociales. Recompuso su vínculo con Pablo Moyano.

Carlos Acuña

El representante de Luis Barrionuevo en la cúpula está más cerca de Schmidt que de "los Gordos". Insistió en privado en la necesidad de llamar a un paro en septiembre. Le juega en contra que no maneja una gran tropa de gremios y el doble juego de Barrionuevo, que dialoga con el Gobierno.

Más de LA NACION

image beaconimage beaconimage beacon