Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

May y partido llegan a acuerdo pero no formarán coalición

logotipo de Associated PressAssociated Press 10/06/2017 Por JILL LAWLESS, Associated Press

LONDRES (AP) — La primera ministra británica Theresa May llegó el sábado a un acuerdo en principio con un partido de Irlanda del Norte para fortalecer el gobierno del Partido Conservador, que perdió su mayoría en una elección desastrosa.

El resultado aplastó la autoridad política de May, quien también perdió a sus dos principales asistentes, sacrificados en un esfuerzo para evitar la destitución de su líder por los furiosos integrantes de su partido.

La decisión le da un poco de tiempo. Pero la humillación electoral ha herido seria - y quizás mortalmente - su liderazgo justo cuando Gran Bretaña está a punto de comenzar las complejas negociaciones para retirarse de la Unión Europea.

La oficina de May dijo el sábado que el Partido Unionista Democrático (DUP por siglas en inglés) aceptó un arreglo de "confianza y suministro" con el gobierno. Eso quiere decir que el DUP, que tiene 10 puestos en el Parlamento, respaldará al gobierno en votaciones claves, pero no formará un gobierno de coalición ni un pacto más amplio.

Downing St. dijo que el gabinete discutirá el acuerdo el lunes.

El anuncio ocurrió después de que May perdió a Nick Timothy y Fiona Hill, jefes de gabinete de Downing St. Ambos formaban parte del círculo íntimo de May y muchos conservadores los responsabilizaron por la campaña tan deslucida del partido y la plataforma electoral tan poco popular, que alienó a los votantes de mayor edad con su plan de quitarles un subsidio invernal para combustible y hacerles pagar más por cuidado a largo plazo.

En una carta de renuncia publicada en el sitio web Conservative Home, Timothy aceptó que la campaña no había logrado comunicar "el plan positivo de Theresa para el futuro", y no vio las señales que mostraban el aumento de apoyo para el Partido Laborista, de oposición.

Algunos altos conservadores habían dicho que seguirían apoyando a May a cambio de las cabezas de Hill y Timothy. El partido de May, quien ha prometido seguir en el puesto de primera ministra, ganó 318 escaños, 12 menos de los que tenía antes de que se convocara a una elección anticipada, y ocho menos de los 326 necesarios para tener una mayoría clara. La principal oposición, el Partido Laborista, superó las expectativas al ganar 262 puestos.

Posteriormente, May anunció que Gavin Barwell, exministro de vivienda que perdió su puesto en la elección del jueves, sería su nuevo jefe de gabinete.

May dijo que Barwell la ayudaría a "reflexionar sobre la elección y ver por qué no dio los resultados que esperaban".

El legislador conservador Nigel Evans dijo que la renuncia de los dos asistentes era "un comienzo", pero tenía que haber cambios en la manera que el gobierno trabajaba tras la campaña.

image beaconimage beaconimage beacon