Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Moyano le respondió a Capitanich: "No tiene autoridad para hablar de nada"

logotipo de Infobae Infobae 06/06/2014 Infobae

En su conferencia de prensa matinal, Capitanich sostuvo que los bloqueos a las plantas de Siderar son "medidas extremas de carácter ilegal, que implican la necesidad de la actuación en la órbita estrictamente judicial". Y Moyano no tardó en contestarle. "¿Un poco extremo, qué? ¿Qué quieren, que hagamos una marcha del silencio? Está completamente desubicado. Lo mandan a decir cosas, pero no sabe lo que dice", respondió.

"Que no hable y vaya a ver lo que está pasando en el Chaco, que han reprimido salvajemente a los trabajadores porque han hecho una protesta. No tiene ninguna autoridad para hablar absolutamente de nada y menos de estos conflictos", sostuvo el sindicalista. "Debería ser el Gobierno, a través del Ministerio de Trabajo, el que tendría que tratar de pedirle a la empresa que cumpla con la ley", añadió en declaraciones radiales.

En una solicitada publicada hoy en varios matutinos porteños y titulada "Pará un poco", la compañía denunció que desde el miércoles último seis plantas de Ternium Siderar están siendo bloqueadas por los camioneros, algo que "impide la producción de chapa que abastece a gran parte de la industria argentina".

Además, sostuvo que la metodología que utiliza Camioneros "es ilegal e ilegítima", habló de "métodos de amedrentamiento y coerción" y consideró que la medida es "extorsiva, ya que viola el derecho al trabajo, a la libre circulación de bienes y servicios y a la propiedad".

"Si continúan estas medidas ilegales, en los próximos días se pondrá en riesgo la continuidad de las líneas de producción de nuestros clientes", advirtió, y adelantó que denunciará penalmente al sindicato.

La empresa también detalló que el gremio reclama el pago de indemnizaciones y aportes sindicales de 17 ex trabajadores de una empresa transportista (Vilatella & Valls) que se encuentra bajo un proceso concursal desde el 2012. Y argumentó que la responsabilidad no es de Siderar.

El conflicto dio lugar a que el Ministerio de Trabajo dictara la conciliación obligatoria el 26 de febrero pasado, cuyo período de validez finalizó sin que hubiera un acuerdo. Por eso Siderar pidió que el reclamo se canalice en la Justicia.

Sin embargo, en línea con su padre, el titular del gremio de Camioneros, Pablo Moyano, le exigió al Grupo Techint que "se haga cargo solidariamente de las indemnizaciones por 4,5 millones de pesos, como ya hicieron multinacionales como Coca Cola o Walmart".

En declaraciones a radio Vórterix, Moyano hijo dijo en relación a las críticas del Gobierno y la empresas por el bloqueo que "una mancha más al tigre no le hace mella" y volvió a disparar contra la agrupación política La Cámpora, que "maneja la mitad de Techint".

Más de Infobae

image beaconimage beaconimage beacon