Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Para Gil Lavedra, Boudou busca dilatar la causa Ciccone y lograr la remoción del juez

logotipo de Infobae Infobae 06/06/2014 Infobae

El vicepresidente Amado Boudou fue citado para el lunes a las 11 por el juez federal Ariel Lijo. Allí tendrá la posibilidad de contestar las sospechas que tiene el magistrado sobre los delitos que se le imputan en el marco de la compra de la empresa Ciccone.

La Justicia cree que Boudou compró la imprenta de papeles de seguridad, hizo gestiones desde el Estado para alivianar su situación financiera y utilizó sus influencias para cerrar contratos millonarios con el Estado.

Sin embargo, la audiencia del lunes tendrá una particularidad. El juez le consultará a Boudou si ratifica el pedido de nulidad presentado por sus abogados. En caso de que la respuesta del vicepresidente sea positiva -se descuenta que así será-, Lijo tendrá que resolver en el momento si avanza con el acto material de defensa -la indagatoria- o la aplaza hasta definir el planteo procesal de los letrados del funcionario.

"No me cabe ninguna duda de que el pedido de nulidad tiene una finalidad dilatoria. Lo tendrá que decidir el juez en el momento", declaró el abogado constitucionalista Ricardo Gil Lavedra en diálogo con el periodista Luis Novaresio, en radio La Red.

Consultado sobre la posibilidad de que el fin último de los abogados de Boudou sea "embarrar la cancha" hasta lograr la destitución de Lijo, el especialista contestó: "Me parece que eso es lo que le gustaría a Boudou; lo que quiere el vicepresidente es llevar el asunto para adelante y dilatar el procedimiento". Y recordó: "Boudou ya fue separando a todos los que le molestaban; se sacó de encima al Procurador General, al primer juez de la causa y al fiscal. Quiere que el tema se dilate porque es consciente del daño institucional terrible que está generando".

El ex procurador Esteban Righi renunció luego de que Boudou lo vinculara públicamente con una campaña en su contra. También fue desplazado de la investigación el juez Daniel Rafecas, a quien se le descubrió un chat con mensajes relacionados a la causa y al fiscal Carlos Rívolo.

boudou en comodoro py AE 1170 1 Boudou, en Comodoro Py. El lunes se lo volverá a ver allí

¿Una audiencia televisada?

Boudou sorprendió ayer al solicitar la televisación en vivo y en directo de la indagatoria. El fiscal de la causa, Jorge Di Lello, indicó que es una decisión del magistrado permitir esa requisitoria. Sin embargo, los especialistas alertaron que hay normas procesales que prohíben la posibilidad.

"Esto no es posible por muchas razones. En el proceso penal lo que es público es el juicio. La etapa del sumario, que reúne los elementos necesarios para llegar al juicio, cuenta con normas explícitas que impiden lo que pide Boudou", recordó Gil Lavedra.

El Código Procesal Penal establece en su artículo 204 que el sumario -es decir, las actuaciones del expediente- son públicas solamente para las partes y sus defensores, quienes las podrán examinar luego de la declaración indagatoria. En cambio, la investigación "siempre será secreto para los extraños". ¿Quiénes son los extraños? Las personas que no forman parte del proceso penal en cuestión.

Además el artículo 295, que fija las características propias de una indagatoria, establece que sólo podrán presenciar la declaración de un imputado su defensor, el fiscal y -obviamente- el funcionario judicial que realizará el trámite. Y el artículo 302 deja en claro que cuando "hubieren varios imputados en la misma causa, las indagatorias se recibirán separadamente".

Esto es clave en el caso Boudou, donde hay varios funcionarios acusados con intereses cruzados. Si alguno de los imputados escuchara las respuestas del vicepresidente antes de declarar, tendría cierta ventaja procesal.

Más de Infobae

image beaconimage beaconimage beacon