Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Para sobrevivir en octubre Massa y Randazzo cambian de estrategia

logotipo de LA NACION LA NACION 20/08/2017
El candidato a diputado nacional por 1País, Sergio Massa © Fabián Marelli / ArchivoFabián Marelli / Archivo El candidato a diputado nacional por 1País, Sergio Massa

Pasado el cimbronazo de los resultados, y después de varios días de análisis e intercambio de opiniones con sus asesores, operadores y laderos, Sergio Massa y Florencio Randazzo se preparan para encarar la campaña para las elecciones generales del 22 de octubre.

Desde puntos de partida muy distintos (el candidato de 1 País sacó casi 15 puntos y el de Cumplir arañó los 6), ambos enfrentan una amenaza común: que la polarización entre Cambiemos y Cristina Kirchner pulverice el apoyo que consiguieron hace una semana en las PASO y los debilite definitivamente.

A lo largo de la semana, Massa habló con sus intendentes, sus legisladores y con varios gobernadores peronistas. Escuchó evaluaciones y sugerencias varias.

En su entorno se impusieron quienes opinaron que Massa debe dejar atrás el libreto de las propuestas, centralizar la campaña y mostrarse como un líder capaz no sólo de enfrentar a sus rivales directos en la pelea por la senaduría bonaerense, sino también a Mauricio Macri, presentándose como su contracara, en línea con la nacionalización de la elección que impulsa la Casa Rosada.

En la práctica, ese giro implica que Massa dejará de centrar sus apariciones públicas en las dos propuestas que organizaron su discurso y su campaña hasta las PASO: la rebaja del IVA a los alimentos y un sistema de alarmas para combatir la inseguridad.

Sin embargo, en principio, no está previsto que el tigrense convierta a Cristina Kirchner o a Macri en blancos de sus mensajes. Si lo hiciera, razonan en su comando de campaña, estaría alimentando la polarización que necesita esquivar para sobrevivir.

La búsqueda de votos nuevos tendrá varios destinos. Atraer a los que el domingo pasado no fueron a votar será una de las claves. Son más de tres millones de personas (ver página 10).

Margarita Stolbizer, por su parte, se ocupará de buscar el apoyo de referentes del progresismo que quedaron fuera de las elecciones de octubre. El Frente Socialista y Popular, que lideran Víctor De Gennaro y la diputada Gabriela Troiano, es la primera parada. El espacio Creo, que encabezan el senador Fernando "Pino" Solanas y el sindicalista Pablo Micheli, es la siguiente.

La batería de cambios se completa con una mayor profesionalización del uso de redes sociales. La idea es que la difusión de mensajes por esa vía esté más y mejor segmentada por regiones y diferenciada entre militantes y vecinos.

Análisis territorial

El futuro de la campaña de Randazzo está en plena fase de análisis. Recién el jueves, el ex ministro de Transporte se reunió con los responsables de la estrategia política y de comunicación de su armado.

Ese día, Randazzo y sus colaboradores recibieron los resultados de un análisis cualitativo de la composición del voto de Cumplir. Vieron su distribución en la geografía de la provincia y evaluaron hipótesis sobre su procedencia tomando como punto de partida los resultados de 2015.

En el comando de campaña creen que el voto a Randazzo es "fiel" y que no migrará masivamente a Cristina Kirchner, en contra de lo que pronostican tanto en Unidad Ciudadana como en el massismo. Son conscientes, sin embargo, de que son el blanco al que apuntan unos y otros para mejorar sus performances en octubre.

El análisis territorial de los votos busca que en las próximas semanas Randazzo destine esfuerzos a donde valga la pena, tanto para las bajadas al terreno como para las apariciones en medios de comunicación. ¿Volver a La Matanza, donde no hay margen para crecer o hacer foco en ciudades del interior donde las chances de sumar votos son mayores? Ese tipo de preguntas guían las evaluaciones.

El discurso también mostrará cambios. "Tal vez, en la crítica a Macri, fue muy parecido al de Cristina", admiten en el entorno de Randazzo.

Manzur, lejos de Tigre

Son los que ganó el macrismo en la provincia, pese a gobernar 69 distritosEl gobernador de Tucumán, Juan Manzur negó haber tenido contactos con Sergio Massa después de las PASO, tal como había circulado en las últimas horas. En la misma línea, Manzur tildó de "invento" que haya respaldado al tigrense en la disputa por la reorganización del peronismo. "Mi compromiso es con Tucumán. Nada tengo que ver con posicionamientos de referentes nacionales", le dijo el gobernador al diario La Gaceta. Manzur, uno de los gobernadores peronistas que mejor performance tuvieron en las PASO del domingo, buscó provincializar la lectura de los comicios.

Más de LA NACION

image beaconimage beaconimage beacon