Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Primicia AP: Gobernadora de Iowa usa avión de magnate

logotipo de Associated PressAssociated Press 02/06/2017 Por RYAN J. FOLEY y BARBARA RODRIGUEZ, Associated Press

DES MOINES, Iowa, EE.UU. (AP) — Para su primer viaje por Iowa como gobernadora, la republicana Kim Reynolds solicitó y aceptó el uso gratuito de un avión propiedad de un acaudalado empresario que cabildea para recibir la aprobación del estado para construir un casino.

Reynolds y el vicegobernador en funciones Adam Gregg recorrieron el estado el viernes pasado, luego que Reynolds escogió al abogado como su segundo y compañero de fórmula para las elecciones del 2018. La gira “Construyendo un Mejor Iowa” incluyó escalas en Hawarden, Mason City, Cedar Rapids y Davenport.

En respuesta a preguntas de The Associated Press, la oficina de la gobernadora dijo que Reynolds, Gregg, un policía estatal y miembros del personal viajaron en un avión propiedad del empresario Gary Kirke, que donó el uso de la aeronave y los servicios de dos pilotos como contribuciones a la campaña de Reynolds.

El arreglo, aunque al parecer permitido por las reglas de ética, ha causado críticas de los oponentes de Reynolds, ha puesto de relieve la estrecha relación de Kirke con el gobierno y ha planteado cuestiones de seguridad.

Kirke, un magnate de casinos, ha donado 25.000 dólares a las campañas de Reynolds y 135.000 a las de su mentor, el ex gobernador Terry Brandstad. El socio de Kirke, Michael Richards, fue nombrado el mes pasado presidente de la junta de regentes, que gobierna las tres universidades públicas de Iowa.

Kirke y Richards son presidente y vicepresidente de Wild Rose Entertainment, que posee casinos en Emmetsburg, Clinton y Jefferson. La compañía está en una importante competencia contra un grupo rival por una licencia estatal para construir el primer casino en Cedar Rapids, la segunda mayor ciudad del estado. La comisión reguladora del estado decidirá este año si otorga una licencia.

Kirke dijo que colaboradores de Reynolds lo llamaron para saber si ella podía usar su avión para la gira por el estado y que él se sintió “honrado de que me lo pidiesen y feliz de poder ayudar”.

La secretaria de prensa de Reynolds, Brenna Smith, elogió la generosidad de Kirke. La gira fue considerada un viaje oficial de estado, lo que significa que los contribuyentes podrían haber pagado el viaje. Reynolds podría haber usado el millón de dólares en su fondo de campaña para alquilar un avión.

Smith dijo que Reynolds no adoptará una posición sobre el casino en Cedar Rapids y dejará que la comisión use su “juicio independiente”.

Pero hubo críticas.

"El hecho de que la gobernadora Reynolds voló por el estado en el avión de un importante donante cuando éste tiene negocios pendientes con su gobierno... muestra que ella tiene las prioridades erróneas para nuestro estado”, dijo el presidente del Partido Demócrata de Iowa, Derek Eadon.

image beaconimage beaconimage beacon