Estás usando una versión más antigua del navegador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Trump pide a Mattis veto indefinido a reclutas transgénero

logotipo de Associated PressAssociated Press 26/08/2017 Por ROBERT BURNS

WASHINGTON (AP) — El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pidió el viernes al Pentágono que prorrogue de forma indefinida el veto a la entrada de transexuales al ejército, pero parecía haber dejado abierta la posibilidad de permitir que algunos de los que ya visten el uniforme sigan haciéndolo.

Trump dio al secretario de Defensa, Jim Mattis, autoridad para decidir sobre el futuro de las personas abiertamente transexuales que ya sirven en el ejército, y añadió que hasta que el jefe del Pentágono tome una decisión, “no se tomarán acciones contra” ellos.

En junio de 2016, el gobierno del expresidente Barack Obama cambió la política existente desde hacía años para permitir la presencia de soldados abiertamente transgénero en las fuerzas armadas. Y fijó julio de 2017 como la fecha tope para decidir si los transexuales podrían entrar al ejército. Mattis retrasó el plazo hasta el 1 de enero de 2018 y Trump le ha pedido ahora que lo extienda indefinidamente.

Pero sobre la cuestión del futuro de los transexuales que ya están en las filas del ejército estadounidense _ se estima que apenas unos cientos_ Trump pareció dejar margen a las excepciones. Un funcionario de la Casa Blanca que informó a reporteros sobre la orden presidencial no dijo si el dirigente permitirá excepciones.

Ese funcionario, que habló bajo condición de anonimato de acuerdo con las normas establecidas por la Casa Blanca, dijo que se instó a Mattis a tener en cuenta una serie de factores para determinar cómo gestionar estos casos. Esos factores deben incluir parámetros amplios como “efectividad militar”, restricciones presupuestarias y “cohesión unitaria”, además de otros aspectos que el jefe del Pentágono considera “relevantes”. No estuvo claro si esto supone que es posible que Mattis llegue a la conclusión de que algunos soldados en esta situación deberían mantener su puesto.

Según el funcionario de la Casa Blanca, el presidente también pidió a Mattis que suspenda el uso de fondos federales para financiar operaciones de reasignación de sexo y medicamentos, excepto en los casos en que sea considerado necesario para proteger la salud de un individuo que ya comenzó su transición.

Trump dio a Mattis seis meses para elaborar una política para los soldados transexuales, que debe implementarse antes del 23 de marzo de 2018, agregó el funcionario.

image beaconimage beaconimage beacon