Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

¿Cómo hizo Fabra para volver a ganarse un lugar en Boca?

logotipo de Goal.com Goal.com 25-09-2017

Cuando terminó el último torneo y Boca se consagró campeón, Guillermo Barros Schelotto sabía que iba a perder a una pieza que, aunque en un principio había arrancado de atrás, se había transformado en invaluable en el tramo final. Jonathan Silva se ganó un lugar en el equipo a comienzos del 2017 y fue titular en las últimas seis fechas, pero su préstamo terminó en julio y, como era su segunda etapa en el club, la dirigencia debía comprarlo. Algo que el DT pidió, que Angelici intentó, pero que Sporting Lisboa desechó, tras ponerle una cláusula de rescisión de más de 40 millones de dólares.

Así, el Mellizo debió volver a echar mano en Frank Fabra. El colombiano llegó a principios de 2016 y, en un principio, debió luchar contra la adaptación al fútbol argentino. En su primer partido, -ante Atlético Tucumán-, recibió críticas porque se rumoreó que había pedido el cambio en el entretiempo. En ese semestre, de hecho, jugó tan solo dos encuentros. Pero en el inicio de la última temporada, el entrenador le dio regularidad y arrancó entre los once iniciales, aunque no terminó de convencer por su intensa vocación en ataque y sus desinteligencias defensivas.

El lateral no cuadraba dentro del funcionamiento de un esquema que se planteaba súper ofensivo pero que tenía grandes problemas en el retroceso y terminó perdiendo el puesto ante el ex-Estudiantes. Pero ante la imposibilidad de retenerlo en el último mercado de pases, Guillermo decidió trabajar con lo que tenía para potenciar sus virtudes, pero, principalmente, corregir los descuidos que le hicieron perder la posición.

En principio, rodeó mejor la zona para que no quede tan expuesto. El ingreso de Wilmar Barrios y la conformación de una zaga central más veloz con Goltz y Magallán le dieron una mejor cobertura a sus escapadas. Al mismo tiempo, se vio beneficiado por la llegada de Edwin Cardona, ya que su compatriota impone otros tiempos y, a diferencia de Centurión, le permite pasar con mucha más claridad por el callejón que queda en la banda izquierda. Él, claro, también puso de su parte: se lo nota con más confianza a la hora de disputar la pelota y, en los metros finales, es decisivo. Ante Vélez, le dio la asistencia a Benedetto para el 1-0 y, luego, cerró la goleada. Contra Chacarita volvió a estar sólido en defensa y hasta se animó con algunos lujos. Contra Patronato, volvió a darle un pase gol al Pipa. Brutal.

© Proporcionado por Goal.com

Tanto es así que, según Opta, ya promedia más del doble de recuperaciones y de duelos ganados que en el torneo pasado. También ya lleva generadas seis ocasiones de gol y dio dos asistencias. Su desafío, ahora, será mantener -o mejorar- estos prometedores números para asentarse en un lugar en el que el propio Barros Schelotto advirtió que necesita competencia y en el que el único que lo corre de atrás es Fernando Evangelista, quien, si bien sumó algunos minutos ante Guillermo Brown por Copa Argentina y en amistosos de pretemporada, apenas fue al banco de suplentes en el campeonato una vez (ante Lanús, en la primera fecha).

Más: Cardona: "En La Bombonera te tiemblan las piernas, no sé de dónde sacan voz para cantar los 90 minutos" | Benedetto, el dueño de la tercera parte de los puntos de Boca | Otro Boca - Rosario Central: un clásico de la Copa Argentina | Qué conclusiones le dejó el fin de semana a Sampaoli | Boca ganó un partido que siempre supo que iba a ganar

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon