Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

COLUMNA ALBA: Sensaciones encontradas

logotipo de Goal.com Goal.com 01-08-2016

Cuando anoté la novena llegada clara al arco de Mono Sánchez, entendí que los problemas del primer Colo Colo de Pablo Guede fueron puntuales y con un margen de mejora alto. Es que son apenas diez días de trabajo los del nuevo cuerpo técnico tras un año donde el plantel de futbolistas tenía en su cabeza una disciplina de juego diametralmente distinta.

Ni mejor ni peor, ni más efectiva o resultadista, eso el tiempo lo dirá. Lo concreto: este equipo no se generaba esa cantidad de ocasiones hace mucho tiempo. Y menos con un equipo que se paró muy atrás.

El volumen de ataque es un punto a seguir. Pisar tres cuartos de cancha con seis hombres a la vez es un objetivo que se trazó el ídolo de Málaga, pero el convencimiento de la otra parte aún no es pleno, sin chance a dudar.

Seguramente el mapa de calor de Felipe Campos revela que su recorrido partió en la línea divisoria de la mitad de la cancha. El lateral llegado desde Palestino tuvo la valentía para darle frescura a la banda y de ver otro tipo de posibilidades que traslada al campo Gonzalo Fierro. Sorpresivamente, de eso dejó de depender Guede en el entretiempo y el resultado fue orden y nulas pasadas del rival.

Michael Ríos es un hombre experimentado y tiene toda la cara de que será un aporte para el funcionamiento. No le teme al arco rival y lo ataca, se las arregla para moverse entre los centrales y su velocidad realza los puestos en los que es ocupado durante el partido. Un pivoteo lucido fue su mejor carta.

© Proporcionado por Goal.com

Más atrás, Julio Barroso y Matías Zaldivia, tal como bien deslizó el DT en la rueda de prensa, acertaron al ''posicionarse para volver a atacar'', con intenciones de poblar el mediocampo defensivo y nunca apelar al pelotazo. Por lo expuesta que quedó esa línea por momentos sobraba Esteban Pavez, ya que tenía a dos escuderos robándole protagonismo (y Gabriel Suazo, activo y ganoso, lo reemplazó cuando la señal era evidente).

Martín Rodríguez empezó bien la temporada, también Esteban Paredes. El buen pie del primero y la astucia del segundo son componentes que a la larga protagonizan por la confianza que generan en campañas largas. Cristián Gutiérrez no erró en la ida -menor- ni en la vuelta. Octavio Rivero dio buenas señales y Jaime Valdés convivió entre buenas asociaciones y balones perdidos, pero eso aclara su constante búsqueda.

En la puerta, una indecisión de ruta le dio menos opción a Paulo Garcés en el gol de César Pinares y luego un tiro, lejano a la perfección, de Pablo Galdames fue mortífero para él. El equipo de profesionales que dirige hoy a Colo Colo debe trabajar el juego de pies de sus arqueros si pretende sumarlos como un eventual líbero.

Las caras del hincha eran de preocupación, porque los puntos en casa siempre penan, pero también de expectación: creen en la idea de ir hacia adelante. ''Estos chicos quieren de verdad'', dijo Guede. Por ahora, lo que degustamos son sensaciones encontradas.

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon