Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

COLUMNA AZUL: El desastre

Goal.com Goal.com 08-08-2016
© Proporcionado por Goal.com

Carlos Heller, presidente de Azul Azul, tiene la capacidad accionaria para decidir la permanencia de un técnico, entre muchas otras cosas.

Terminado el Clausura, pese a que que tenía la intención de remover a Sebastián Beccacece, quizás por falta de un apto reemplazo, o porque Ronald Fuentes le dijo que no, o lisa y llanamente porque no quería pagar la cláusula, decidió darle una oportunidad.

Esta decisión llevo aparejada la real voluntad de reforzar el equipo de tal forma, que la responsabilidad del rendimiento recayerá única y exclusivamente en el ex ayudante de Jorge Sampaoli.

Vístas así las cosas, Beccacece trajo jugadores importantes, cortó a los uruguayos Corujo y Guzmán, le dijo que no a históricos como Manuel Iturra y Felipe Seymour y se dio el lujo de quitarle un seleccionado nacional al archirrival. En conclusión, armó el plantel que él quiso y reforzado como no lo hacía hace años Universidad de Chile.

Las dos primeras fechas eran -en el papel- muy accesibles para la U. Wanderers, recién eliminado de Copa Chile por un equipo de la B, y Antofagasta, cuya plantilla no debe ser superior en su totalidad a lo gastado por Gastón Fernández, por ejemplo.

Se analizó en extenso en este espacio la derrota frente a los Caturros, ahora toca referirnos al desastre de Ñuñoa. Y no estoy exagerando, ¿Cómo no va a ser un desastre empatar con un equipo cuyo único libreto era agrupar hombres en su campo y despejar balones para que alguna vez le cayera una a los suyos con 30.000 personas que alentaron en todo momento?.

No es grato a los ojos ver equipos como el de Fernando Vergara, pero cada uno pelea con las armas que tiene y el punto que lograron en el Estadio Nacional, no vale más que un punto obtenido con cinco delanteros volcados en ataque, más allá de la valoración que le den los románticos del fútbol.

La "U" por enésima vez tuvo la pelota ¿De qué le sirvió? de nada, puesto todo se diluía de tres cuartos hacia arriba. La Gata volvió a naufragar, más allá de la ocasión de gol que se creó el mismo y que Dituro mandó al corner. El equipo pareció en todo momento prisionero de la presión, les quemaba el balón en los pies, preferían mil veces tocar hacia atrás buscando a Vilches o Jara, que intentar un cambio de frente o protagonizar alguna jugada personal, salvo Maturana el resto parecía asustado.

El gol de Antofagasta desnudó las falencias emocionales del equipo de Beccacece, nunca pudo recuperarse del golpe del empate, agrupó gente en ofensiva, pero empujando sin una idea clara, es obvio que la pega de los defensores del contrario se facilita. Felipe Mora no recibió un balón con ventanja y Jean Beausejour nunca pudo desiquilibrar por izquierda. Quedo claro que pese a los grandes refuerzos, no hubo equilibrio en esas decisiones, sobre todo en cuanto a delanteros.

Es valorable la actitud de Sebastián Beccacece de querer seguir pese a todo, de poner el pecho a las balas y de tener esa envidiable convicción de que sacará "esto" adelante, pero llegó el momento de que se pregunte ¿Mis jugadores entienden realmente qué quiero en la cancha? ¿Cuánto más resiste este proceso?

Más: ''Hay que aprender a convivir con el dolor'' | La nueva ''U'' aún no sabe ganar | GALERÍA: El 1-1 entre U. de Chile y Antofagasta | ''Hay una U muy distinta al año pasado'' | ''No estamos a la altura de este equipo''

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon