Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Cueva y sus cinco hitos de la mano de Gareca

Goal.com Goal.com 10-11-2016
© Proporcionado por Goal.com

Christian Cueva no siempre fue el actual Christian Cueva. El volante desequilibrante que deslumbra a la prensa internacional, que genera elogios de técnicos como Edgardo Bauza, o que es ídolo de Sao Paulo en menos de seis meses.

Alguna vez Christian Cueva fue un muchacho berrinchudo desafectado del club César Vallejo por indisciplinas, un altanero mediocampista de Alianza Lima que se bajaba de su automóvil a pelearse boca a boca con los hinchas.

Por ese entonces sobre él pesaba la aureola del futbolista farandulero y autosuficiente. Una de las tantas promesas que termina perdido entre las páginas de chismes y las cámaras escondidas de los programas de espectáculo.

Pero en un punto de ese tránsito derrapante, Christian Cueva se topó con Ricardo Gareca. El volante fui incluido en la nómina para disputar la Copa América 2015, pese a las voces críticas, y desde entonces empezó a construir al actual Christian Cueva.

El que ahora, con la madurez de un futbolista curtido y aplomado, es capaz de responder a un elogio con frases como :"Al igual que otros muchos jugadores de la selección, todavía no encuentro mi tope. Hay muchos futbolistas que estamos empezando".

Christian Cueva aprendió a ser mesurado a todo nivel. Tuvo que aprender a la fuerza, por recomendación del propio Gareca, por sobreviviencia pura, porque entendió que las oportunidades no llaman dos veces a la puerta.

A pocas hora del decisivo duelo ante Paraguay, el peruano a traviesa su momento estelar, y se lo debe al técnico argentino. Lo sabe. "Estoy pasando por uno de mis mejores momentos. En la selección peruana el ‘profe’ Gareca me dio confianza y tuve allí mi explosión. Eso lo voy a tener presente siempre”, dijo días antes de partido ante Paraguay

En este repaso, los cinco momentos que marcaron su ascenso:

1. El retorno a la Selección

Si bien la afición peruana y la crítica especializada exigía la convocatoria de Christian Benavente para la Copa América 2015, Gareca apostó por Cueva. Se tomó la molestia de ponerlo en buen estado físico, pese a sus kilos de más, y en trabajar con él la parte psicológica. En el debut ante Brasil, el volante anotó el gol del empate y completó un torneo más que destacado. Su buena performance le valió para ser contratado por Toluca de México.

2. La lección ante Chile

La evolución de Cueva no estuvo exenta de tropezones. En la derrota ante Chile por las Eliminatorias (3-4), dejó a la Rojiblanca con diez jugadores debido a una reacción violenta en contra del Mago Valdivia. Las críticas volvieron a caer sobre él, pero Gareca le renovó la confianza y hasta asumió su defensa: “Me pareció excesiva la decisión del juez”, dijo el técnico en la conferencia tras el partido. Cumplida su sanción, Cueva regresó a la selección.

3. El despegue internacional

Sus buenas actuaciones con Toluca en la Copa Libertadores 2016 refrendaron su presencia en la Rojiblanca en la Copa América Centenario. La respuesta del volante fue proporcional a la confianza de su técnico: anotó un vistoso gol frente Ecuador y tuvo valiosas actuaciones ante Brasil y Colombia. Pese a perder un penal en la definición en cuartos de final, el Tigre valoró su actuación y -se comenta- tuvo influencia directa sobre Edgardo Bauza para su traspaso a Sao Paulo.

4. La consolidación del '10'

Ante la ausencia de Jefferson Farfán, excluido por Gareca debido a su escasa continuidad, Cueva asumió con liderazgo la tarea de conductor de la Selección peruana. El uso de la simbólica camiseta 10 fue de la mano de su crecimiento y eso se vio reflejado ante Ecuador en Lima por las Eliminatorias. Colaboró con uno de los goles del triunfo por 2-1 y se ganó el respeto de los hinchas. Además, en Sao Paulo empezó a consolidarse como titular y uno de los anotadores del equipo.

5. El ascenso a la categoría de crack

De vital importancia en el empate ante Argentina en Lima (2-2), Cueva ratificó su buen momento con un gol de penal y varias asistencias. Y si bien no completó un gran partido ante Chile, terminó de convertirse en figura descollante en Sao Paulo. Fecha a fecha fue anotando goles, y en su más reciente presentación fue el gestor de la goleada 4-0 a Corinthians en el clásico paulista. “Gareca ha sido importante en mi crecimiento”, repite siempre Cueva y no exagera en lo más mínimo.

No ostenta el cetro de ídolo de la Rojiblanca, como Paolo Guerrero, pero por estos días se habla más de lo que puede ofrecer en Asunción, por encima, incluso, del aporte ofensivo del goleador histórico de la selección.

Christian Cueva vive la mejor etapa de su carrera fubtblística. Pero Gareca, como su mentor y consejero, tiene nuevos exigencias para él. "Sabemos que es un jugador que aún no alcanza su mejor nivel. Él mismo es quien se puede poner su limite. Solo depede de él", dijo en su más reciente conferencia. Y tiene razón, solo depende de Cueva.

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon