Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El jugador que debía patear y se bajó y el estudio de Ospina: los secretos de los penales de Colombia

Goal.com Goal.com 18-06-2016

El miércoles de esta semana, Sebastián Pérez fue sincero. "No, no practicamos penales". No mintió, porque la práctica de la ejecución desde el punto de penal iba a llegar recién un día después. El jueves, cuando todos los periodistas habían abandonado el Metlife Stadium y todo quedó en secreto, como le gusta a Pekerman, la Selección Colombia practicó remates desde los doce pasos.

Desde el cuerpo técnico de Pekerman le confirmaron a Goal algunos detalles de la estrategia para los penales. El equipo de trabajo del entrenador argentino estaba algo preocupado. El campo de juego no estaba sólido y, desde el punto de penal, podía pasar cualquier cosa: un jugador que se cayera, una mata de pasto fuera de lugar. Por esa razón, no dudaron: aunque la idea era cerrar la historia antes de los 90 minutos, no dejaron pasar la faceta de los penales.

En un principio, los cinco que debían patear estaban pautados. Pero, cuando terminó el encuentro, Carlos Bacca dejó en claro que no estaba del todo bien físicamente. El que no tenía dudas era James. A Pekerman le gusta que el mejor pateador vaya primero. Así fue: un remate sólido que le dio confianza al equipo para el resto de la tanda.

¿Y Ospina? Todos los jugadores de Perú estaban estudiados. Hasta Trauco. Era al medio o a la izquierda del arquero. Por eso lo esperó hasta el final, por eso se inclinó hacia ese sector y logró contener con los pies.

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon