Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Los barrabravas que no son

Goal.com Goal.com 16-06-2016

No pasó hace demasiado, pero preocupó. De repente, la tierna, infantil y creciente MLS (Mayor League Soccer) se encontró con algunas secuencias dignas de los hooligans (lo que se ve en la Euro 2016 casi todos los días, básicamente) o los barrabravas argentinos.

Grupos de hinchas que se cruzaban en la calle y hacían todo por pegarse unos a otros. Algunas sillas que volaban, botellas que iban de un lado a otro. Insultos. No mucho más.

© Proporcionado por Goal.com

¿Quiénes eran? ¿Por qué contagiaban al soccer de Estados Unidos con lo peor del fútbol?

Red Bulls fans arrived and then it got nasty. Feels like England in the 80s... pic.twitter.com/VJIKyDYlC3

— Garry Hayes (@garryhayes) May 21, 2016

En mayo de este año, hinchas de los New York Red Bulls tuvieron un enfrentamiento con los de New York City Football Club. Una pelea entre equipos de la ciudad que no tienen ningún tipo de historia entre sí, que todavía luchan por una identificación, que, por ahora, carecen de sentido como rivales (la MLS fue creada recién en 1993, por lo que el sentido de tradición es un privilegio que queda relegado para varios años más). En un principio, todo indica que estos dos equipos "chocan" por un conflicto de intereses: aunque tienen el nombre "New York", los New York Red Bulls en realidad juegan en Red Bull Arena, en Harrison, New Jersey. NYCFC, por su parte, sí tiene el "orgullo" de competir en la ciudad, en la casa de los Yankees, mientras construye un estadio sólo de soccer.

¿Y entonces? La explicación de sus peleas -bastante fuera de lo común para Estados Unidos- parece muy sencilla: todo es parte de un acto, una pose. Ni auténticos ni con raíces profundas. Superficiales que empiezan a comprar el peor cuento: que son una parte importante.

A diferencia de otros deportes (en el béisbol, los New York Mets y los Giants se detestan), en Nueva York, no hay una rivalidad futbolera verdadera.

Los hinchas, mezcla de estadounidenses que carecen de algunos códigos del fútbol y latinos, tienden a tomar insultos de las ligas de Europa. En el video de este artículo, hasta se escucha a los hinchas gritar "WHO ARE YA?", una típica expresión inglesa de desafío.

In New Jersey and immediately encounter crowd trouble ahead of the New York derby (Red Bulls-City). Video: pic.twitter.com/slY3hYn5aM

— Rob Harris (@RobHarris) August 9, 2015

Uno de los grupos que estaría asociado a la pelea entre los neoyorquinos son los "Garden State Ultras (GSU)". Es una de las tres "barras" de los Red Bulls, la más rebelde. En el 2013, la MLS recomendó a los clubes que no cantaran más "You suck, asshole!". El manager del equipo les ofreció a los grupos darles 500 dólares por partido si bajaban el nivel de violencia en los cantos. Los Empire Supporters Club y los Viking Army aceptaron. Pero no el grupo GSU.

El líder de la banda, Christopher Vidaic, dijo: "Salgan, alienten a su equipo y canten bien fuerte. Es recomendable llevar un pañuelo que les tape la cara. Como sabemos, la liga está en busca de sacar a los que usan mal lenguaje. Les decimos 'que se vayan a la mierda'. Nadie nos va a censurar".

Son las discusiones que atraviesa una liga que, desde el campo de juego, por ahora no atrae más que a jugadores en busca de su último paso, y, desde afuera, tiene una base más o menos fiel que todavía no termina de identificarse.

Alrededor de todo eso, empiezan a surgir algunos grupos orientados a tomar lo peor del fútbol: por ahora, son los barrabravas que no son.

Más: Zlatan Ibrahimovic: "Pasé cuatro años mágicos en París" | No se puede creer: así salió de la cancha tras sufrir una patada de De Jong ► | Lodeiro, pretendido en la MLS

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon