Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

OPINIÓN: Los nuevos ricos

Goal.com Goal.com 05-09-2016
© Proporcionado por Goal.com

Hace 14 meses, en la Asociación Nacional de Fútbol en Quilín, destacaba un estante vacío, de noble roble y quizás con el mejor vidrio, pero al interior no había nada, claro, era el lugar de las Copas, una descripción visual de una historia de 100 años de fútbol chileno, con más derrotas que alegrías.

Inesperadamente, Chile logró dos títulos consecutivos, los dos se los ganó a Argentina, el bravucón del barrio, el que nos pegó toda la vida y al que nos dimos el gusto de vencer, con el mejor jugador del mundo incluido en sus filas.

Más encima, se especuló y se ensució, la Copa ganada en Chile. El escándalo que sacudió a Sergio Jadue, le pegó de rebote a la Selección. Sin embargo, y para que no queden dudas, el mismo equipo logró otra vez el cetro, esta vez en un campo neutral, Estados Unidos.

Este grupo de jugadores liderados por Claudio Bravo, se juramentar con cambiar la historia, se cansaron de ser ninguneados, de que en todo el continente se comente que "Chile juega bien, pero les falta", no más triunfos morales, no más calculadoras.

Y así, clasificaron a dos mundiales consecutivos y ganaron dos trofeos continentales. Cómo estaremos de orgullosos, que lucimos un escudo de campeón de América, jugando eliminatorias para un Mundial, pero no importa, queremos enrostrarle a los abusadores de antaño, que somos los campeones. Por eso no llama la atención, que los 5.000 hinchas presentes en Asunción, cantaran una y otra vez "Dale Bicampeón".

Es cierto, de ser los tímidos, inseguros y conformistas, nos pasamos al otro extremo: soberbios, miradores en menos, y creyéndonos mejores antes de jugar un partido.

Lo de Paraguay fue un cachetazo, un balde de agua fría, pero puede servir de alerta, porque La Roja cuando más rindió, fue cuando se concentró al máximo, cuando disputó cada una de las pelotas con convicción y cuando le faltó el respeto al rival en la cancha, ganándole 7-0, no declarando antes que eran mejores.

La gente, el hincha, la barra, es libre de alentar y de sentirse los mejores del mundo, bien, pero si ese relajo, esa extrema confianza pasa al equipo, estamos mal, y estamos mal porque equipazo Chile tiene, pero son once y algo más, no tiene un plantel rico en variantes y el partido frente a la Albirroja fue un claro ejemplo que el equipo sintió las ausencias de Bravo, Jara y Marcelo Díaz.

En este momento La Roja está fuera de la zona de clasificación y ese debe ser el mayor incentivo para ganarle a Bolivia y meterse otra vez en la pelea.

Gracias por las Copas, pero hoy, lo importante es ir al Mundial, quizás la oportunidad para que esta generación dorada pueda entrar otra vez en la historia.

Más: Pizzi aclaró "polémica" con Arturo Vidal | Vidal, un rey entre las mujeres | El XI más caro que dejó el reciente mercado europeo | Histórico del Manchester United elogió a Claudio Bravo | Messi volvió a recordar la final contra Chile | El Papa Francisco fue de Universidad Católica | Mensaje polémico del técnico de Bolivia: "El día 6 juegan y hay que matar"

Más de Goal.com

image beaconimage beaconimage beacon