Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Centros comerciales reducen en torno a un 30% delitos violentos durante el último año

logotipo de Pulso Pulso 14-12-2016 L. Cárdenas / M.J. Tapia

A fines del año pasado, las joyerías eran el blanco de los delincuentes. El 4 de octubre de 2015, los titulares hablaban de un violento asalto en la tienda Aldo Coggiola de Alto Las Condes; once días después, el mall se repetía, pero ahora sobre Mosso, y ya en noviembre la escena era la misma, pero en HBC Briones. Balaceras, heridos e incluso muertos teñían un panorama que los centros comerciales calificaban como grave y delicado. El trabajo para resarcir la sensación de inseguridad que cubría a los establecimientos comenzó casi de inmediato y hoy, a dos semanas de una nueva Navidad, los frutos ya son claros. 

Si bien, es evidente que los asaltos o robos no se han eliminado por completo, el número de ellos ha bajado de manera importante. “Tenemos cifras que hablan de una reducción del orden del 25%-30%. El gobierno habla de 40%. Son distintas formas de medirlo, pero las dos indican que se han logrado reducir considerablemente los delitos importantes”, señala el presidente de la Cámara Chilena de Centros Comerciales, Manuel Melero. 

Es que tras la seguidilla de asaltos acaecidos en 2015, el sector privado, la subsecretaria del Interior y carabineros decidieron trabajar en conjunto. “El año pasado en esta época estábamos con hechos violentos en los centros comerciales. Eso hizo que nos acercáramos al gobierno. Hicimos un plan común. Se reforzaron los carabineros y con eso se han reducido los delitos”, explica Melero. 

En la misma línea, la subgerente comercial de Alto -firma que tiene una unidad de robo-, María de Los Ángeles Kassis, asegura que “el delito de  hurto ha tenido una baja sustancial en el último período en cantidad de casos, pero se ve un monto mayor en cada uno de ellos. El robo (violento), en tanto, en nuestra red (1.500 puntos de retail) ha bajado un 40%”.

En diciembre de 2015, el gobierno y la industria echaron a andar un plan piloto en los 20 principales centros comerciales del país. Se hizo una matriz de riesgo para estudiar las variables que facilitaban la delincuencia, la policía se hizo cargo de los cuadrantes aledaños a los malls y rápidamente los hechos de violencia se empezaron a reducir. Por ejemplo, aseguran fuentes de la industria, los malls de Cencosud bajaron sus robos en más de un 45% entre diciembre de 2015 e igual mes de 2014, y ahora ya suman un 30% adicional de reducción durante 2016. Es que el trabajo ha seguido adelante. De hecho, a raíz de la mesa público-privada se denominaron a las joyerías -y otras instalaciones de los centros comerciales- como ‘entidades obligadas’, lo que se tradujo en que debieron presentar planes de seguridad que fueron aprobados por carabineros, entre los cuales estaba reforzar las entradas, que las joyerías no se ubicaran en las puertas de los establecimientos, más guardias, etc. Así, las noticias en torno a los asaltos permanentes a este tipo de recintos, comenzaron a verse de manera aislada.

Los operadores también tomaron sus propias medidas.  Mall Plaza implementó en 2014 el Centro de Operaciones (COP), con una inversión de US$12 millones. Esta plataforma  tiene por objeto centralizar y monitorear la operación diaria y en línea de los 15 centros comerciales que tienen en Chile, explica el operador. “Además, durante los últimos dos años hemos trabajado de manera coordinada con las autoridades del Ministerio del Interior y Carabineros”, explica  Antonio Braghetto, gerente de Operaciones de  Mall Plaza. Añade que prueba de ello es que en abril lanzaron el Plan Maestro de Seguridad que ha incluido la implementación de protección para los guardias, incorporando cámaras go-pro y chalecos antibalas, drones para vigilancia en estacionamientos, etc. De hecho, desde la entrada en vigencia del plan, los delitos cometidos en los estacionamientos han caído un  23%, en relación al mismo período de 2015. “Gracias al trabajo coordinado con la autoridad, hemos evitado que se concreten 562 delitos en los últimos nueve meses”. A nivel general, se registra una baja de 16% en el total de delitos cometidos al interior de los centros comerciales de Mall Plaza a septiembre de 2016.

Cencosud, a su vez, diseñó un plan de acción con cuatro ejes, que incluyen coordinación con las autoridades; capacitación del personal -sólo este año se impartieron más de 14.000 horas pedagógicas al equipo de seguridad, dicen-; una tercera que se refiere a la incorporación de tecnología (por ejemplo, información de acceso de autos enviada en línea a Carabineros)  y la cuarta, que es la implementación de un modelo de persecución penal, de manera de evitar que los delincuentes sorprendidos sigan delinquiendo.  

Según el Tercer Estudio de Mermas del Retail -investigación realizada por el ESE Business School para la CCS y ALTO Chile- la inversión que destina el comercio a seguridad ha ido en alza. En las multitiendas, el 1,59% del gasto anual va a elementos de prevención, mientras que en los supermercados, el porcentaje asciende a 1,10% (ver infografía).

Lo efectivo del plan, también se ha visto reflejado en otras cifras. La primera semana de noviembre, la Cámara Nacional de Comercio presentó la encuesta de victimización del sector al primer semestre. Si bien, el 42,6% del retail declaró haber sufrido algún delito o falta, la cifra es la más baja desde que se tenga registro. 

TRABAJO MANCOMUNADO

El 16 de septiembre pasado, el controlador de Cencosud, Horst Paulmann, llegó hasta las dependencias del subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy, para abordar temas de seguridad. Tres meses antes, el vicepresidente ejecutivo de Mall Plaza, Fernando de Peña, anduvo también por La Moneda para tratar justamente la misma materia. En junio, asistió, a su vez, el vicepresidente ejecutivo de Parque Arauco, Juan Antonio Álvarez, también por lo mismo. Es que las reuniones, entre la autoridad y los operadores han sido fluidas y permanentes. De hecho, la semana pasada, el sector, a través de la CChCC, estuvo dos veces con el subsecretario. Justamente el 6 de diciembre pasado, Aleuy lanzó, en Mall Plaza Norte, el Plan Navidad Segura 2016 que lleva adelante Carabineros y la Policía de Investigaciones, y que se traduce en aumentar en 3.400 funcionarios policiales la dotación en terreno en torno a los principales polos comerciales de Chile. El objetivo apunta a seguir reduciendo la tasa de delitos. 

“Nos volveremos a reunir con el gobierno en enero, con la evaluación de lo que ha sido el plan de Navidad 2016. Hasta ahora los resultados son muy buenos. Esperamos que sigamos así”, destaca Manuel Melero. Y agrega: “Para nosotros el tema de la seguridad es un atributo fundamental. En la medida que la gente sienta que el centro comercial es un lugar seguro, irá. Nosotros nos hemos esmerado en hacer la pega que nos significa ser declarado entidad obligada con yapa y creces”.

Ahora el sector apunta a dar un paso más. Si bien, las exigencias para los guardias de seguridad han ido en aumento, ya hay voces que piden carabineros al interior de los malls, e incluso guardias con armas de fuego.

Más allá de ello, Manuel Melero asegura que Interior está dictando una serie de reglamentos en pos de que los guardias puedan tener más elementos disuasivos. “Aquí la clave del éxito ha sido dejar de desconfiar. Nosotros de los carabineros y ellos de nosotros”, concluye el dirigente.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon