Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Claudio Orrego: "Tenemos 52 islas. Comunas que no hablan entre s�. Santiago es la regi�n menos regi�n de Chile"

logotipo de Pulso Pulso 03-11-2016 Daniel Fajardo Cabello

Reducir la contaminación, mejorar el transporte público y fomentar el reciclaje pueden parecer promesas típicas de políticos y autoridades. Pero estas son tres de las cinco prioridades que los mismos ciudadanos de la Región Metropolitana eligieron en la iniciativa “Desafío metropolitano”, organizado por la UDD y el Gobierno Regional, con la finalidad de conseguir una capital cada vez más smart.

Sin embargo, la idea de lograr una ciudad inteligente lleva dando vueltas hace tiempo en la cabeza del Intendente Metropolitano, Claudio Orrego. Tanto así, que tomando algo de la experiencia de su otrora alcaldía en Peñalolén (un Chile en miniatura, como solía decir), apenas llegó al actual cargo comenzó a crear iniciativas en esa línea, como el “Plan de Ciudad Inteligente”, que expuso en el Congreso Mundial Smart City Expo de Barcelona en 2014.

El Plan tiene por objetivo utilizar la tecnología para mejorar la calidad de vida de los santiaguinos en los ejes de Medioambiente, Movilidad, Seguridad, Emergencia, Gobierno Digital y Big Data. “Pero no es sólo tecnología. Una ciudad inteligente es la que además coordina correctamente el territorio y las autoridades que tienen influencia sobre ella, para evitar duplicidades y mal gasto de los recursos. Esto es avanzar hacia una ciudad más humana”, aclara Orrego.

¿Qué se ha logrado hasta el momento en este plan y cuál es la agenda para el próximo año?
Uno de los proyectos destacados ha sido avanzar hacia un sistema de bicicletas públicas, que hoy está presente en 14 comunas. El próximo desafío es incorporar tecnología para mejorar la seguridad en los estadios de fútbol. Esto se logra con un software de reconocimiento facial que permite identificar a los agresores en los recintos deportivos. Además, se trabaja en la incorporación de sensores para crear un sistema de alerta temprana en la pre cordillera. Con esto queda claro que estamos pensando de otra forma la cuidad.

¿De qué manera han incorporado la opinión y comentarios de los ciudadanos en el proceso?
La participación es un eje central. Hemos celebrado diversos Cabildos Ciudadanos para escuchar las inquietudes de la gente. Los últimos que realizamos fueron en el área de seguridad. Concretamente, en el Plan Ciudad Inteligente se incluyeron las opiniones de diversas organizaciones de la sociedad civil para el diseño de la hoja de ruta.

¿Cómo se logrará que exista una continuidad en esta iniciativa cuando Ud. ya no sea Intendente?
Durante este mes se lanzará la hoja de ruta del Plan Estratégico Regional de Santiago Ciudad Inteligente. Aquí se trabajó con varias mesas donde participaron diferentes instituciones públicas y privadas, academia y sociedad civil con una mirada a 10 años. Esta hoja contiene un plan de trabajo e iniciativas concretas de corto, mediano y largo plazo.

¿De qué forma la Intendencia ha tenido que coordinarse con las diferentes municipalidades de la RM? ¿Qué ha sido lo más difícil?
Hoy tenemos 52 islas. Comunas que no hablan entre sí. Santiago es la región menos región de Chile. Sin embargo, hemos trabajado desde la Intendencia para tener una visión común que nos permita organizar el territorio y relevar los temas desde las necesidades ciudadanas. Por eso es tan importante dar el paso a un verdadero proceso de descentralización. 

Pero el hecho de que Santiago sea tan extenso y dividido políticamente ¿No hace más difícil esta labor?
Sin duda alguna, este es uno de los elementos que afecta el desarrollo de la estrategia. Cada comuna es autónoma en su gestión y éstas no siempre conversan unas con otras para solucionar problemas comunes. En esa línea, el Ejecutivo ha entendido la necesidad de que las regiones cuenten con una figura política que mire las ciudades (regiones) con sus particularidades y potencialidades, el Gobernador Regional viene a solucionar político-administrativamente ese conflicto, tal como lo tienen resuelto las grandes ciudades de Europa.

¿Qué peso tiene la Intendencia, por ejemplo, en temas de otras entidades como Transporte, Vivienda, policías?. ¿O, básicamente, su misión es proponer?
Este es un tema que hoy es esencial y está en discusión. Más que nunca necesitamos una autoridad que coordine las demandas del territorio. Se requiere un intendente electo, porque urge tener planes de desarrollo regional, donde las diversas entidades converjan en una visión común de lo que queremos como ciudad. No sirve de nada instalar viviendas donde no hay conexión al transporte público. Al igual que el resto de los países de la OCDE, necesitamos gobiernos subnacionales elegidos por la ciudadanía y en donde los temas de transporte, medio ambiente, cultura, diseño urbano e incluso algunos programas sociales, sean decididos por quienes conocen de mejor manera el territorio.

¿Cuál es el valor de los “datos” para la estrategia de smart city en Santiago?
El concepto de Big Data representa un eje importante para hacer de Santiago una ciudad inteligente, toda vez que el uso de los datos que genera la ciudad permite diseñar políticas públicas efectivas, hacer evaluación de impacto y crear modelos predictivos que ayudan a gestionar de mejor manera los desafíos que enfrenta la ciudad. A través del Plan Ciudad Inteligente, el GORE se encuentra desarrollando dos proyectos que generarán datos que permitirán tener modelos predictivos y ayudar a tomar mejores decisiones a las autoridades. 

¿Por ejemplo?
DOM Digital es una plataforma para realizar trámites de Direcciones de Obras Municipales a distancia de manera simple, rápida y conveniente. Este proyecto permite digitalizar el proceso de solicitud, revisión y entrega de permisos de urbanización y edificación, reduciendo además de manera significativa la duración del trámite de 200 a 30 días, aumentando la transparencia y eficacia. 

¿Hay mayor interés del sector privado por sumarse? ¿Existe una estrategia para entusiasmarlos?
Entendemos que el camino hacia un Santiago inteligente es a través de alianzas estratégicas, no sólo con el mundo privado, sino también con la academia y la sociedad civil. En la hoja de ruta del Plan Estratégico Regional participaron todos estos actores. Ahora, siempre es bueno seguir sumando.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon