Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Codelco busca contener alza de costos por transformación de Chuquicamata

logotipo de Pulso Pulso 12-11-2016 Reuters

Codelco espera definir en un plazo de seis meses la inversión final de Chuquicamata, mientras busca contener los costos en medio de la transformación de la mayor mina de tajo abierto del mundo en una mina subterránea.

La estatal impulsa un ambicioso plan para extender la vida útil de los depósitos de la mina centenaria y mantener una producción de cobre fluida, pero la caída en los precios del metal rojo la han obligado a ajustar su programa.

El costo de convertir Chuquicamata en una mina subterránea podría elevarse hasta los US$4.700 millones, aunque la empresa busca optimizar la construcción y renegociar contratos para evitar mayores gastos, según indicó el jefe de operaciones de Codelco Norte, Álvaro Aliaga. La inversión en el proyecto, agregó, se estima actualmente en alrededor de US$3.500.

“Tenemos una proyección que está aumentando (…) tenemos identificado que el capex (inversión) podría aumentar alrededor de unos US$1.200 millones más. Estamos trabajando para tratar de contener y minimizar las necesidades de financiamiento del proyecto”, explicó el ejecutivo.

El proyecto –que ya está completado casi en un 40%– es clave para levantar la producción declinante de la emblemática mina. De la mina, Codelco extrajo 309.000 toneladas de cobre el año pasado, mientras que en 2014 logró extraer 340.000 toneladas.

© PULSO

Aunque el inicio de la producción de la mina subterránea está programado para 2019, se necesitarán ocho años antes de que complete su proceso de aceleración, comentó Aliaga. En ese momento, Chuquicamata alcanzará una producción de alrededor de 400.000 toneladas anuales.

La mina subterránea contará con una mayor automatización y eficiencia, lo que reducirá los costos directos a menos de US$1 por libra de cobre a 2025, según el ejecutivo de Codelco. Actualmente, esos costos son de US$1,287 por libra. En contraste, El Teniente (la mina más eficiente de la estatal) tiene costos directos de US$0,986 por libra.

Salvador, la faena más costosa de la cuprífera nacional, también verá una reducción en sus costos. Según Aliaga, éstos deberían caer a menos de US$1,8 por libra este año, frente a los US$1,859 por libra actuales.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon