Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Crecimiento y precio del cobre en cifras

logotipo de Pulso Pulso 10-11-2016

Esta semana el Banco Central dio a conocer el dato del Imacec de septiembre: 1,4% anual. Este débil desempeño de la economía nacional, que se encuentra bajo lo esperado, se descompone en una caída de 3,6% del Imacec minero y de un aumento de 1,9% del no minero.

Así, se estima que el crecimiento de este año 2016 se ubique en torno 1,8%, con lo que la expansión promedio de la economía chilena para el período 2014-2016 se ubicaría en 2%. Muy por debajo de nuestras capacidades que, según estimaciones del Ministerio de Hacienda, se encuentran en un crecimiento de 3%.

Al mismo tiempo, se ha observado con preocupación la caída del precio del cobre el que ha disminuido entre 25% y 30%, según como se mida. Dado esto, muchos le atribuyen a la evolución del precio de nuestro principal commodity el bajo crecimiento de la economía chilena. Pero, ¿qué dicen los datos al respecto? Veamos:

Primero, debemos tomar en cuenta que la baja del cobre se ha dado en un contexto de alza del tipo de cambio (una variable se relaciona con la otra). En concreto, el precio del dólar ha aumentado más de 20% desde enero de 2014, a la fecha, lo que hace que la caída del precio del cobre (en dólares) no sea tan fuerte cuando se traspasa a moneda nacional, aunque sigue siendo importante.

Segundo, si se analiza con cuidado la apertura del Imacec, se observa que la evolución del Imacec no minero (es decir, que no estaría mayormente afectado por la baja del cobre) ha tenido también un débil comportamiento. En promedio, durante el período 2014-2016 (hasta septiembre), este ha crecido sólo 2,1%, mientras que en el período anterior (2010-2013) registró un alza promedio de 6%.

Tercero, no debe perderse de vista que el Imacec total se descompone aproximadamente entre 10% de Imacec minero y 90% del no minero, por lo que la evolución del crecimiento del PIB total estaría mucho más afectado por aquella parte de la actividad que no se relaciona directamente con la evolución  del metal rojo.

¿Qué tanta responsabilidad debemos asignarle entonces al crecimiento bajo el 2% que tendremos este año al precio del cobre? Juzgue usted.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon