Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Diputados cuestionan opiniones de la Corte Suprema por proyecto de glaciares

logotipo de Pulso Pulso 13-09-2016 Pierina Bertoni

El pronunciamiento de la Corte Suprema en relación al proyecto de ley de protección y preservación de glaciares, no pasó inadvertido entre los parlamentarios relacionados a la iniciativa, y las críticas no tardaron en hacerse presentes.

Esto específicamente porque la Constitución de la República establece en su artículo 77 que se debe consultar al Poder Judicial cuando se esté legislando en temas que involucren a los tribunales, y en el caso de esta iniciativa, que nace desde el Ejecutivo y que regula el uso de los glaciares, están involucrados los tribunales y las posibilidades de reclamar ante ellos.

La respuesta de la Corte Suprema va más allá de lo procedimental y habla del fondo de la iniciativa. Se establece que “el contenido del proyecto cuyo informe se solicita llama la atención de este tribunal por su trascendencia e importancia, advirtiendo de sus disposiciones que su consagración en la manera propuesta podría debilitar la situación de los glaciares, al regular un procedimiento que posibilitará su explotación” añadiendo que “los glaciares no son un bien explotable, bajo ningún respecto”, entre otras cosas.

Por lo mismo, el diputado Marcelo Chávez (DC), quien preside la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales expresó que “cuando leí este informe me llamo mucho la atención porque claramente excede ampliamente las atribuciones por la cual se les consulta a la Corte Suprema respecto a este proyecto”.

Incluso el parlamentario expresó que en la opinión que emitió la Corte se revela “un desconocimiento” sobre el tema en que se está legislando, y apela al peligro de estas opiniones, puesto que no se estarían respetando la separación de poderes del Estado.

Quién estuvo por no darle tanta importancia al oficio de la Suprema fue el diputado DC Fuad Chahín (integrante de la Comisión de Hacienda). Desestimó la gravedad del hecho, expresando que “cuando se les pide informes, ellos pueden informar de la forma que estimen pertinente, no veo ningún inconveniente en que la Corte Suprema emita opinión, lo importante es poder saber que tenemos total independencia para ponderar esa opinión”, dijo al recalcar que estos informes no son vinculantes al proceso legislativo.

Por su parte, el diputado UDI Ernesto Silva señaló que “no corresponde que la Corte Suprema emita opiniones de mérito sobre temas asociados a proyectos de ley cuando lo que se requiere es su pronunciamiento sobre la organización de los tribunales”. 

Incluso advirtió que con opiniones como éstas se corre el riesgo de caer en una especie de activismo judicial, que es cuando “jueces toman posiciones que les interesan que prevalezcan y a través de su actuar más que estar administrando justicia, lo que les preocupa es promover ciertas ideas en la sociedad que consideran que son de su gusto”.

Por el otro lado, hubo voces que encontraron correcto el actuar de la Corte Suprema, como el diputado socialista Leonardo Soto (PS), ex presidente de la Comisión de Constitución quien aseguró que “la verdad es que la Corte Suprema está dando una verdadera lección de futuro a todas las demás instituciones y al Poder Ejecutivo que tiene la iniciativa exclusiva en esta materia y también al Poder Legislativo en torno a cuál debieran ser los lineamientos de una legislación que proteja a nuestro patrimonio de glaciares”.

En relación a las críticas de sus colegas, el parlamentario prefirió dar libertad a a la Suprema para opinar de todo: “si esa es la visión que tienen, en buena hora hay que recibirla, no me parece que se les debiera dar lecciones de cuál debiera ser el contenido de sus opiniones”.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon