Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Eléctricas pagaron $ 5 mil millones a clientes por cortes de luz en 2014-2015

logotipo de La Tercera La Tercera 29-01-2016 Francisco González G

Tres son las causales por las que se puede interrumpir el suministro eléctrico en un hogar, y por las que de acuerdo a la legislación actual, se debería compensar a los clientes. La primera se relaciona con problemas en la distribuidora que entrega el servicio; la segunda, con cortes generalizados a nivel de transmisión o generación; y la tercera, con motivos de fuerza mayor como terremotos, tsunamis e incendios.

Estos eventos ocurren con relativa frecuencia en el país, y ejemplos hay muchos. Sin ir más lejos, las lluvias del invierno pasado dejaron varias comunas de la Región Metropolitana sin suministro eléctrico, y el terremoto de septiembre en la región de Coquimbo provocó un efecto similar.

Al respecto, la legislación establece que, sea cuál sea el motivo de la suspensión del suministro, las firmas eléctricas deben compensar de forma automática si el motivo de ésta no ha sido autorizada.

De acuerdo a información proporcionada por la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC), entre 2014 y 2015 las empresas distribuidoras de electricidad pagaron un total de $ 5.000 millones por este concepto.

“Los montos indicados señalan que efectivamente, las empresas han estado cumpliendo con la normativa vigente, situación que muchas veces no aparece como muy visible, porque los montos son bajos en algunos casos, o porque no están muy destacados dentro de la boleta, pero se están pagando”, destaca Luis Ávila, titular de la SEC.

El organismo regulador estimó además que, en promedio, y durante el transcurso del 2015, cada cliente recibió $ 1.229 por este concepto. La cifra es mayor a los $ 977 que las firmas pagaron promedio por cliente durante 2014.

Pagos por región

El panorama por regiones indica que la Región Metropolitana es la que recibió mayores compensaciones durante 2015, alcanzando pagos por $ 560 millones. Sumado al monto de compensación de 2014, la región totalizaría un monto cercano a los $ 1.154 millones.

En segundo lugar aparece la Región de Los Lagos, con compensaciones pagadas por $ 289 millones durante el año pasado ($ 495 millones en el periodo 2014-2015), y la del Biobío, con pagos a clientes por $ 167 millones ($ 334 millones en los últimos dos años).

“La normativa es clara y señala que cuando se interrumpe el servicio eléctrico, en forma no programada, la empresa debe compensar a sus clientes con el doble del valor de la energía no suministrada, situación que como SEC fiscalizamos permanentemente”, sostuvo el superintendente Ávila.

La fórmula de pago es automática en estos casos, y no requiere una intervención de la SEC al respecto.

De esta forma, cuando se produce uno de estos eventos, se debería ver reflejado en las boletas de electricidad de cada cliente.

Además, y de acuerdo al organismo fiscalizador del sector, en marzo de cada año las distribuidoras deben entregar a sus clientes un balance que contenga todas las interrupciones efectuadas en la temporada anterior, y las compensaciones calculadas y pagadas.

Más de La Tercera

image beaconimage beaconimage beacon