Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

El rearme de la industria automotriz

logotipo de Pulso Pulso 26-08-2016 Efraín Moraga

l mercado automotor chileno es uno de los más competitivos a nivel mundial. Hay cerca de 70 marcas presentes, con más de 2 mil modelos a disposición del público, competitividad que permite que hoy circulen más de 4,6 millones de vehículos en el país, según datos del Instituto Nacional de Estadísticas (INE). “Esto incentiva y aumenta la competitividad, siendo el principal beneficiado los consumidores que desean comprar un vehículo”, dice Gustavo Castellanos, secretario general de la Asociación Nacional Automotriz de Chile (Anac).

Los últimos dos años fueron difíciles para la industria en Chile. Junto con los bajos índices de confianza empresarial y de los consumidores, las fluctuaciones del tipo de cambio producto de la política monetaria en Estados Unidos, la actividad económica de ese país, que fue inferior a la esperada, y la crisis en China provocaron una desaceleración que golpeó a la mayoría de los sectores. En ese contexto, las ventas de autos cayeron 10,7% en 2014 y 16,4% en 2015, es decir, desde 2012, las ventas acumulan un desplome de 23,3%. 

Sin embargo, este año varios países han comenzado de a poco a ver un punto de inflexión en las ventas de automóviles, y Chile no ha sido la excepción. De acuerdo con las últimas cifras de la Anac, a julio, las ventas aumentaron 1,3% en comparación al mismo mes del año 2015, puesto que se vendieron 22.528 unidades en todo el país, cifra que se suma a los 162.675 vehículos que se han comercializado en los siete primeros meses del año, lo que equivale a un incremento de 6,5% en comparación a igual periodo del año pasado. Con esto, la Anac proyecta para todo el año un total de 290 mil unidades vendidas, lo cual representa un alza de 2,8%, aunque todavía lejos de las cifras de 400 mil vehículos que se vieron hasta 2013.

Varios factores incidieron en el repunte del sector, desde la aplicación de diferentes estrategias comerciales por parte de los fabricantes -los que incentivaron la compra-, hasta las fluctuaciones del tipo de cambio. Según el secretario general de la Anac, el aumento de las ventas está relacionado con el trabajo desarrollado por las marcas presentes en el país para entregar precios competitivos, lo cual les ha permitido “mantener o incrementar sus participaciones de mercado en los segmentos respectivos”, afirma. Esto se suma a que, según Álvaro González, gerente de Comunicaciones de General Motors Chile, “el mercado chileno responde a una economía abierta y por lo tanto con muchas marcas. En este escenario, cada una de ellas opera con distintas estrategias, tanto en épocas de expansión de la industria, como en tiempos de contracción”, comenta. GM, a través de Chevrolet, es el tercer mayor actor del país en cuanto a participación de mercado.

Una visión similar es la del vicepresidente de ventas de Nissan para Latinoamérica, José Román, quien asegura que la estrategia de la marca se ha basado en manufactura y lanzamiento de nuvos modelos en la región, pero al mismo tiempo, minimiza la desaceleración que vivió la industria en Chile. “Todo el mundo habla de crisis, pero el PIB per cápita de Chile versus el resto de Latinoamérica muestra que es una de las economías más estables y más seguras, y las regulaciones son muy claras. Aparte de esto, es un mercado abierto, con lo cual es el más complejo de la región: si uno es bueno en Chile, es bueno en cualquier parte del mundo, entonces, hay que ser bueno en servicios, ventas y precios. El consumidor es muy educado, entonces hay que tener una buena oferta de producto y valor”, explica Román. Nissan es la quinta empresa en cuanto a participación de mercado en Chile y su apuesta por el país es tan importante que en enero del año pasado inauguraron una operación propia.

El poder adquisitivo de los consumidores también ha sido un factor relevante, que ha golpeado a la industria en momentos de debilidad, pero que hoy está ayudando a su repunte. Entre 1990 y el 2015 el ingreso per cápita de los chilenos creció más de 300% y, en ese mismo período, el parque automotriz se incrementó 289%, lo que relaciona el pulso de la economía con las ventas de automóviles, repunte que hoy se está viendo reflejado en los buenos números que reveló recientemente la Anac.

Según el gerente de Comunicaciones de General Motors Chile, “son distintos factores los que pueden explicar la desaceleración en la industria, sin embargo el factor más preponderante es la tasa de crecimiento del país. La tendencia es clara, cuando hay mayor crecimiento la industria de bienes, como el de los automóviles, tiende a crecer, en cambio cuando hay contracción o desaceleración de la economía, esto repercute directamente en nuestro mercado”.

General Motors (GM) es uno de los fabricantes que encabeza el rearme de la industria a nivel mundial. Sus ganancias en el segundo trimestre de 2016 se elevaron en un 157% con respecto al mismo periodo del año pasado, llegando a US$2.866 millones. Esta compañía estadounidense está presente en el país con tres marcas; Chevrolet, Opel e Isuzu, las que han posicionado a GM en el tercer lugar de ventas a nivel nacional en el año a julio, con una participación de mercado de 10,1% en el caso de Chevrolet. 

Ben Díaz, director de comunicaciones de Porsche Chile, afirma que el buen momento del mercado automotor chileno se ha visto reflejado en el éxito de sus marcas en estos primeros seis meses del año, “experimentado un destacable crecimiento superior al 40%, 33 puntos arriba de lo que ha experimentado el mercado, con un alza de un 7% en el mismo período”, afirma. Según explica el ejecutivo, estas cifras se deben a las políticas y estrategias del grupo para mejorar sus productos y servicios, los cuales les han ayudado a potenciar el crecimiento del holding a nivel nacional, tendencia similar a la que han seguido otras marcas que han tenido éxito en lo que va del año. 

El buen momento del grupo es “el reflejo de las importantes inversiones que hemos realizado y que nos han permitido mejorar nuestra red de distribución, realizar variados lanzamientos, mejorar nuestros servicios asociados y potenciar nuestra imagen a nivel país”, dice Ben Díaz, de Porsche.

Porsche Chile es uno de los actores más importantes del mercado chileno. Es el importador de las marcas Volkswagen, Audi, Skoda y la división Volkswagen Vehículos Comerciales, además de los camiones fabricados por MAN y la división Camiones y Buses de Volkswagen.

El alza en las ventas fue transversal en las regiones del país, pero la más pronunciada fue en la zona norte, correspondiente a Atacama, con 11,2%; desde la zona central a Valparaíso se vendió un 14,1% más, mientras que en la zona sur del país aumentó a 21,5%. 

De acuerdo con el gerente de GM, esto hace que actualmente se haya visto “una industria superior a lo que se proyectó a finales del año 2015 para lo que sería 2016. Ya tuvimos un primer semestre bastante más dinámico de lo esperado y esperamos que esta tendencia se mantenga durante lo que queda del año”, dice.

El gerente de la División Automotriz del Grupo Gildemeister, Máximo Morel, habla en representación de Hyundai, Mahindra y Mini, y sostiene que “nuestras proyecciones, similares a las entregadas por la Asociación Automotriz Nacional de Chile, son del orden de las 290.000 unidades, y esperamos seguir liderando las ventas de la industria con Hyundai”. 

Precisamente Hyundai es una de las marcas que ha encabezado el rearme de la industria en Chile. Con 2.253 vehículos vendidos en julio, se ha posicionado junto con Chevrolet dentro de los tres primeros lugares, con una participación de mercado de 10%.

El ejecutivo de Gildemeister plantea que el desafío cuando las cifras no eran las que esperaban, era seguir trabajando de manera profesional y descubriendo formas para diferenciar a Hyundai, principalmente a través de entregar beneficios adicionales para que la gente se decidiera por la compra de un auto nuevo. “Lo más importante para el negocio, era hacer proyecciones realistas de acuerdo a las ventas, estabilizar los inventarios, optimizar los recursos, reestructurar las áreas del negocio y ser más creativos que nunca, con un marketing agresivo y cercano a los consumidores”, dice. Según explica, para Hyundai fue esencial la introducción de nuevos modelos, como el New Elantra, Creta y Gran i10 Sedán, además de potenciar su red de distribución a lo largo de Chile. “Ese proceso ya se logró y ya estamos nuevamente frente a un escenario más estable, con buenas cifras y una industria que ha dejado de decrecer”, asegura.

Esta visión es complementada por el director de comunicaciones de Porsche Chile, quien sostiene que “luego de dos difíciles años, como fueron 2014 y 2015, hoy estamos viviendo un punto de inflexión. Estamos convencidos de que debemos aprovechar estos tiempos para mejorar y aumentar nuestra productividad, y maximizar nuestro crecimiento a futuro, ya que es nuestra misión lograr que el grupo en Chile se alinee al performance internacional”, manifiesta. 

En eso coincide el ejecutivo de GM. “Hemos visto una industria superior a lo que se proyectó a finales del año 2015 para lo que sería 2016. Ya tuvimos un primer semestre bastante más dinámico de lo esperado y esperamos que esta tendencia se mantenga durante lo que queda del año”, plantea. “En cuanto al futuro de la marca, estamos trabajando siempre con el foco en el cliente como centro de nuestra operación. Por lo mismo, esperamos ampliar nuestro portafolio y cumplir con las expectativas y necesidades del mercado nacional, junto con seguir potenciando el servicio al cliente a través de la red de concesionarios a lo largo de todo el país”, destaca.

Los segmentos más vendidos de la industria siguen siendo los vehículos de pasajeros y de los SUV, y los ejecutivos de la industria anticipan que estos segmentos se mantendrán en alza y marcando la pauta en el repunte de la industria, sólo que con un ingrediente adicional: el de los vehículos híbridos y eléctricos, para los cuales ya son varias las firmas que están haciendo estrenos a nivel internacional y local.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon