Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Elecciones en Galicia y Pa�s Vasco pueden desbloquear situaci�n pol�tica en Espa�a

logotipo de Pulso Pulso 25-09-2016 AFP

Las regiones españolas del  País Vasco y Galicia votan este domingo en unas elecciones regionales que  podrían ayudar a desbloquear la parálisis política de España, sin gobierno  desde hace nueve meses. 

Los 1,7 millones de  electores vascos y los 2,7 millones de gallegos podrán votar hasta las 20H00 (18H00 GMT) de este domingo hora de cierre de la votación. 

© PULSO

Desde diciembre de 2015, el país está gobernado por un ejecutivo en  funciones con poderes muy limitados tras dos comicios legislativos ganados por  el conservador Partido Popular (PP) sin mayoría absoluta ni capacidad para  cerrar coaliciones. 

Su líder, el jefe de gobierno saliente Mariano Rajoy, espera que estas  elecciones le allanen el camino y eviten una tercera convocatoria electoral  para diciembre. 

"Estamos haciendo el ridículo", lamentaba una vasca de 61 años, Mercedes  Solana, tras votar en la elegante ciudad de San Sebastián. "Nadie se pone de  acuerdo, cada uno va a lo suyo, no se hablan", criticaba esta funcionaria  asumiendo que en dos meses volverá a votar. 

La emergencia de dos nuevas formaciones, Podemos (izquierda radical) y  Ciudadanos (centroderecha), provocó una fragmentación parlamentaria en la que  pactar es necesario.  

"Antes era muy fácil, el que ganaba, gobernaba. Ahora ya no hay  bipartidismo y como no están acostumbrados a pactar, les cuesta", decía Idoia  Etxeberria, tras votar acompañada de sus dos hijos. 

El PP espera revalidar su mayoría absoluta en la rural Galicia, la tierra  natal de Rajoy. En el País Vasco aspiran a ser claves para facilitar un nuevo  gobierno del Partido Nacionalista Vasco (PNV) y obtener a cambio su apoyo en  Madrid. 

En esta región industrial con fuerte sentimiento nacionalista, las  elecciones llegan casi cinco años del cese de los atentados de la organización  independentista ETA, a la que se atribuyen 829 muertos en cuarenta años. 

Aunque la paz se ha instalado en la sociedad, la banda no se disuelve  exigiendo una negociación con Madrid y París que éstos no aceptan. 

"Esperemos que tras estas elecciones avance el proceso de paz", decía Mikel  Uzkudun, un auditor de 36 años votante de la izquierda independentista Bildu. 


Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon