Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Estaciones de servicio crecen 22% en cuatro años, pero se acaban los paños disponibles

logotipo de Pulso Pulso 20-09-2016 Gustavo Orellana

Un crecimiento explosivo ha tenido en los últimos cuatro años la industria de estaciones de servicio en la Región Metropolitana, acompañando la expansión del parque automotor en la capital.

Según un estudio elaborado por la consultora Georesearch, entre 2012 y 2016 el número de estaciones de servicio pasó de 413 a 503, lo que implica un crecimiento del 21,5% en el período. La expansión se ha dado principalmente en comunas alejadas del centro, como Puente Alto o Maipú, acompañando la llegada de nuevos proyectos inmobiliarios y, también, de miles de vehículos.

Pero este crecimiento será difícil de sostener en los próximos años, pues los terrenos para instalar nuevas estaciones de servicio se han ido acabando. Según el gerente general de la empresa que elaboró el estudio -ver entrevista relacionada- esto obligará a la industria a ser cada vez más creativa y buscar opciones distintas como, alianzas con strip centers.

La cadena que más creció fue Shell, con un 43,4% al aumentar de 99 a 142 localizaciones en la Región Metropolitana. Si bien gran parte de esta expansión corresponde a la instalación de nuevos locales, también influye la absorción de Terpel, que fue adquirida por Shell -que hoy pertenece al grupo Luksic a través de Enex- en 2013.

También destaca el crecimiento de estaciones de servicio “sin bandera” las cuales pasaron de ocupar un 3,4% del mercado en 2012, a ocupar un 11,5% en 2016.

Estos cambios en el mercado también han cambiado los niveles de concentración de la industria. Mientras en 2012 dos empresas, Copec y Shell, concentraban el 61% de la oferta total, esa cifra aumentó a 71%. Además de Terpel, que ahora aparece dentro de la estadística de Shell, retrocedió Petrobras -hoy en proceso de compra por parte de Southern Cross- que bajó del 19,6% al 17,7%.

Cambio en las comunas

Otra variación importante que revela el estudio se relaciona con la ubicación de las estaciones de servicio. Mientras en 2012 eran las comunas del sector oriente las que lideraban la estadística, eso ahora ha cambiado y aparecen zonas más alejadas del centro de la ciudad como Puente Alto, Maipú y San Bernardo.

De esta manera, mientras en 2012 Santiago (13,6%), Ñuñoa (8%), Las Condes (7,6%) y Providencia (7%) acaparaban el mayor número de bombas de bencina; cuatro años después el “top five” presenta variaciones.

Si bien Santiago sigue acaparando el mayor número de estaciones de servicio, con el 6,8% del total, el segundo lugar lo ocupa Maipú, con el 5,2%. Más atrás figuran Providencia (4,6%), Ñuñoa (4,6%) y Puente Alto (4,6%).

El estudio también midió las zonas en que el combustible es más barato. De acuerdo con los antecedentes actuales, las comunas mas caras para comprar gasolina son San José De Maipo, Colina, Vitacura, Lo Barnechea y Tiltil, promediando precios sobre $700 para la variedad de 93 octanos y sobre $750 pesos para la de 97.

Los precios más convenientes se encuentran en Lo Espejo, Padre hurtado, Estación Central, Recoleta y Cerrillos, promediando $654, $672 y $691 para las bencinas de 93, 95 y 97 octanos.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon