Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Informe privado revela que grupo Bethia ha recuperado 24,3% de la inversión en Colmena

logotipo de Pulso Pulso 25-08-2016 Ximena Celedón

Para isapre Colmena, el ejercicio 2012 había terminado con un alza de 12% en las ganancias; sin embargo, 12 meses después todo cambió y la utilidad final cayó 99%, de acuerdo a las cifras de la Superintendencia de Salud. No se trataba de una situación particular, ya que toda la industria estaba estremecida. ¿Qué había sucedido entonces? El alza del costo de salud y el aumento de las licencias médicas hizo bajar en un 53% los resultados de las isapres abiertas de ese año.

Fue en medio de ese contexto que Bethia - el family office ligado a Liliana Solari Falabella y a sus hijos Carlos y Andrea Heller- decidió ingresar a la propiedad de la aseguradora de salud como el mayor aportante del fondo que LarrainVial estructuró para tal objetivo, en el que participan también Pablo y Rodrigo Trucco, Luis Fernando Mackenna y Jaime García Rioseco, este último presidente de Colmena, a los que se suman más de 150 pequeños aportantes. Bethia tiene el 46% de Colmena, según señala en su página web.

Si bien nunca se ha dicho de manera pública el monto involucrado en la operación, en enero de 2013 se hablaba en la prensa de casi US$500 millones. Sin embargo, hay quienes sostienen que la cifra estuvo más cerca de los US$385 millones.

Lo que sí es un hecho es que el grupo Bethia ya ha recuperado el 24,3% de la inversión que hizo en Colmena, según consta en un documento privado entregado a los inversionistas del Fondo LarrainVial Salud en la asamblea realizada el pasado 8 de agosto. En dicho informe se consigna que desde la adquisición se han entregado dividendos por $22.695 millones, los que corresponden a la utilidad recibida por la venta de las clínicas que se concretó tras la compra de la isapre, principalmente la clínica San Carlos de Apoquindo a Christus Health.

En la ocasión se indicó también que del crédito por UF4,4 millones (unos $100.800 millones) que el fondo solicitó a Banco de Chile para comprar Colmena, ya se han prepagado más de $72.000 millones.

Encuentro. Durante el encuentro con los inversionistas, los ejecutivos de Colmena se refirieron al entorno regulatorio del sector dando cuenta del nulo avance que ha tenido la reforma a la salud privada.

El tema de la judicialización tampoco estuvo ausente, ya que se abordó el contexto de las alzas de precios base de salud, así como el incremento de la prima AUGE. Dentro de ese contexto, los ejecutivos expusieron sobre la solicitud de información que realizó el Servicio de Impuestos Internos (SII), el que debe emitir una resolución respecto a si las costas que han debido pagar las isapres por los juicios por alza de planes base pueden o no ser consideradas un gasto rechazado. Si bien no ha habido un pronunciamiento por parte del servicio hasta ahora, se estima que sería adverso a las aseguradoras.

En la exposición a los inversionistas se presentaron los resultados de la isapre y de la industria, así como de otras unidades del holding de salud, como la compañía de seguros de vida. Para la primera, y ante una petición previa de los inversionistas, se configuró un escenario para simular el efecto que podría tener una eventual judicialización del GES. Dado ello, para 2016 se consideró costas GES por $6.880 millones, con lo que el ejercicio 2016 terminaría con una utilidad de $7.047 millones, lo que estaría por debajo de los $9.575 millones de 2015. Para 2017, sin considerar la judicialización, la ganancia final sería de un estimado de $12.725 millones, quedando en evidencia el efecto que tiene el mayor pago de costas por los juicios.

En la ocasión no se abordó el tema de la suspendida apertura a bolsa, materia sobre la que, según fuentes informadas, sigue en esa condición hasta nuevo aviso. 

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon