Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La "quirúrgica" jugada de Ricardo Lagos en la conformación de su equipo de campaña

logotipo de Pulso Pulso 21-10-2016 J. Sánchez y G. Pierola

© Agencia uno Cómo “un jocker” definen en el mundo político la reciente movida del ex Presidente Ricardo Lagos, quien este miércoles fichó en su equipo de campaña al ahora ex ministro de Energía, Máximo Pacheco (PS), y presentó los nombres que lo acompañarán y los que se harán cargo de diferentes áreas temáticas: Ivan Poduje a cargo de ciudad, territorio y transporte; Gloria de la Fuente, en reformas políticas, participación y nueva Constitución; Enrique Rajevic, regulación, calidad de políticas publicas y transparencia; y  Dante Contreras, economista quien además es cercano a Oscar Landerretche.

Los nombres incorporados por Lagos son vistos en la esfera política como una mezcla perfecta para dejar tranquilo al mundo empresarial y los sectores económicos más conservadores, pero al mismo tiempo hacer un guiño a los sectores más progresistas tanto del PPD como del PS, al sacar de la primera línea de su equipo a la “vieja guardia” política que lo ha acompañado históricamente.

Este guiño y la llegada transversal de Pacheco con la NM, le permitiría a Lagos calmar los ánimos al interior del “girardismo”, sector del PPD que lo ha cuestionado por sus vínculos con la antigua Concertación y al que el ex mandatario debe convencer para ser proclamado en el consejo partidario del PPD de enero. 

Con esta estrategia en el partido creen que Lagos ganó tiempo antes de tener que tomar una definición respecto de donde se ubicará su opción presidencial, aunque  en el  “girardismo”, si bien  reconocen la transversalidad y capacidad de gestión de Pacheco, no pasan por alto que sigue siendo una figura de la “elite política”.

Tampoco que, si  bien, en la primera línea de su equipo no están figuras tradicionales como Ernesto Ottone o Camilo Escalona, Estos siguen formando parte del entorno del ex mandatario. 

Asimismo en el PS, la llegada de Pacheco le permitió a Lagos posicionarse al interior del partido, donde también debe ganar apoyos internos, luego que el mismo señalara no estar dispuesto a competir con la timonel y también carta socialista Isabel Allende, y donde la definición probablemente, al igual que en el PPD, será tomada por un consejo nacional de la colectividad.

La idea es que Pacheco pueda ir generando ya los contactos con el entorno de Allende, de hecho ya se ha contactado con elle, para ir configurando el espacio para un acuerdo al interior del PS, que se daría entre diciembre y enero, con el escenario político más decantado y los resultados de una encuesta CEP que será clave para la decisión socialista.

Hasta entonces Allende, como ya lo ha comentado con sus cercanos, desplegará una campaña para intentar subir en las encuestas y ser una opción real al interior de la colectividad. Así la jugada de Lagos comentan en su entorno, la obligará a apurar el tranco, reforzar su equipo y agrupar gente que empuje su candidatura, inmediatamente después de las municpales.

Diseño errado

En todo caso algunos personeros del oficialismo creen que Lagos se equivocó con sacar a Pacheco en medio del conflicto en que se veía envuelto el Gobierno por los errores en el padrón electoral. 

En la pasada creen que Lagos terminó involucrándose en un episodio adverso e incluso apareció como el culpable de que el Gobierno no haya podidio realizar una cirugía mayor en el gabinete. 

Esto reclalcan, a diferencia del senador independiente Alejandro Guillier, principal rival hoy día de Lagos en el conglomerado, que se vio una vez más lejos de la polémica partidaria.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon