Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Primera reunión del BC con Marcel al mando: mantiene tasa pero cambia sesgo a expansivo

logotipo de Pulso Pulso 14-12-2016 Carlos Alonso

Era la primera reunión de Política Monetaria presidida por Mario Marcel, y si bien el Consejo del Banco Central no innovó al mantener la tasa de interés en 3,5%, sí lo hizo a la hora de fijar el sesgo, ya que lo modificó desde su actual nivel neutral a uno expansivo y de esa manera pavimentar el camino para recortar la tasa de interés en los primeros meses de 2017. Así, de acuerdo al comunicado del instituto emisor “el Consejo estima que, de persistir las tendencias recientes del escenario económico así como sus implicancias para las perspectivas de la inflación de mediano plazo, se hará necesario incrementar el impulso monetario”. Es decir, con este mensaje se hace inminente un recorte de la tasa de interés dentro de los próximos dos meses. De hecho, la Encuesta de Expectativas Económicas de diciembre -publicadas el lunes- prevé un recorte de 25 puntos base en enero. 

Mensaje del BC

A nivel interno, el ente rector subrayó que la variación mensual del IPC de noviembre estuvo en línea con lo previsto (0,1%) con lo que la inflación anual alcanzó a 2,9%. Asimismo, mencionó que las expectativas de inflación a fines del horizonte de proyección se ubican en torno a la meta, aunque para los próximos meses se sitúan en la parte baja del rango de tolerancia. Con respecto a la actividad, el BC aseveró que “datos parciales del cuarto trimestre señalan un débil desempeño de la actividad, en particular del sector minero y algunas líneas de la industria. Al mismo tiempo, información relacionada con la demanda apunta a tasas de crecimiento similares a las de trimestres previos”. Así, “el mercado laboral sigue ajustándose de manera gradual. Las tasas de interés de largo plazo han revertido parte de sus aumentos previos y el peso se ha apreciado”. 

En el plano externo, el BC destacó que las tasas de interés de largo plazo continuaron aumentando en el mundo desarrollado. Respecto de los precios de las materias primas, resalta el aumento del precio del petróleo y la mantención del valor del cobre por sobre los niveles de mediados de año.

Expertos

Benjamín Sierra, economista jefe de Scotiabank, señaló que “el comunicado trasunta una postura más proclive a bajas de tasas. Este cambio de sesgo resume esa condición y abre de inmediato la posibilidad de recortes a partir de enero próximo”. En ese sentido, el experto indicó que a partir de lo indicado en la reunión de hoy (ayer) también parece más probable que el próximo Informe de Política Monetaria, a conocerse el próximo lunes, incorpore una perspectiva más pesimista en crecimiento e inflación”. 

Desde Santander afirmaron que “los débiles resultados económicos y una inflación esperada por debajo de 3% para los próximos meses han inducido al BC a modificar el sesgo de la política monetaria hacia uno más expansivo. De esta forma, de persistir las tendencias recientes, se materializaría un recorte en el primer trimestre de 2017”, puntualizó. 

Mientras que para Jaime Fernández, de Banco Internacional, lo más probable es que se recorte la tasa de interés en 25 puntos base para la reunión de enero y un segundo corte antes del primer semestre del próximo año”. 

Felipe Ruiz, economista de BCI, añadió que “los próximos registros de inflación en doce meses mostrarían nuevos retrocesos, sustentando el sesgo estimulativo contemplado para la política monetaria. Esperamos, acorde con ello, un recorte de 25pb en la TPM en la reunión de enero y otro recorte de igual magnitud en marzo de 2017”. En este aspecto, Ruiz acotó que “la publicación del IPoM el 19 de diciembre será la oportunidad para comunicar la trayectoria contemplada de la conducción monetaria. De esta manera, el Banco Central optaría por ubicar la TPM en 3%, mediante dos recortes de 25pb, durante el primer trimestre de 2017”.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon