Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Steve Ballmer dice que smartphones causaron su ruptura con Bill Gates

logotipo de Pulso Pulso 05-11-2016 Bloomberg

Steve Ballmer dijo que su decisión de introducir a Microsoft Corp. en el negocio del hardware contribuyó a la ruptura de su relación con su viejo amigo Bill Gates, el otro fundador de la compañía. Lo único que lamenta Ballmer es no haberlo hecho antes.

Ballmer, que durante 14 años fue el máximo responsable de Microsoft, dijo a Bloomberg Television que, si pudiera empezar todo de nuevo, habría entrado al mercado de móviles años antes. Cuando por fin lo hizo, Gates y otros miembros de la junta directiva estuvieron en desacuerdo, dijo.

Ballmer, ahora dueño de Los Angeles Clippers, de la NBA, dijo a Emily Chang, de Bloomberg Television, que él y Gates se “distanciaron” en parte debido a un desacuerdo respecto de si Microsoft debía producir sus propios teléfonos y tablets.

“Sin duda no fue fácil para ninguno de los dos”, dijo. Había “cierta diferencia de opiniones en cuanto a la dirección estratégica de la compañía”.

Ballmer dijo que tenían una “relación fraternal, con todo lo que eso supone de bueno y de malo”. Y “Hacia el final, las cosas se hicieron un poco más difíciles, sobre todo en lo relativo a la dirección estratégica. El precio de las acciones no avanzaba, por lo que el resto de la junta directiva estaba bajo presión –a pesar de que las ganancias crecían- de modo que era una situación combustible”, recordó.

“Había un desacuerdo fundamental sobre la importancia de estar en el negocio de hardware”, dijo Ballmer. “Yo había impulsado Surface. La junta se había mostrado renuente en su apoyo. Luego las cosas las llegaron a un clímax en relación con los teléfonos”.

Microsoft ingresó al mercado en 2012 con Surface RT, una tablet que no tuvo buenas ventas y que obligó a Microsoft a absorber un cargo de US$900 millones para depreciar el valor del inventario. Ahora el negocio reorganizado de Surface es rentable y ha generado ventas de más de US$4.000 millones en el último año.

© PULSO

La incursión de Microsoft fue complicada desde el principio, ya que la junta directiva de la compañía rechazó el plan inicial de Ballmer de adquirir la unidad de teléfonos de Nokia Oyj. Para el momento en que se concluyó la transacción de US$9.500 millones, Ballmer había entregado las riendas a Satya Nadella y el negocio de Nokia estaba en ruinas.

Ballmer dijo que el error fue ingresar demasiado tarde al negocio de teléfonos y tablets.

“Yo habría entrado al negocio de hardware más rápido y habría reconocido que lo que teníamos en la PC, donde había una separación de chips, sistemas y software, no iba a reproducirse en el universo móvil”, dijo.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon