Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Suben ingresos de los hogares de clase media en EEUU, pero sigue la desigualdad

logotipo de Pulso Pulso 14-09-2016 Agencias

El ingreso familiar medio en Estados Unidos subió el año pasado, por primera vez de manera significativa desde 2007, y ayudó a reducir la cantidad de personas que viven en la pobreza a 43,1 millones, mostraron ayer datos del Gobierno federal. Sin embargo, estadísticamente la desigualdad se mantuvo.

Unos 29 millones de estadounidenses no tuvieron cobertura de salud en 2015, menos que los 33 millones del año previo, dijo la Oficina de Censo en su reporte anual “Ingreso, Pobreza y Cobertura de Salud y Medición Suplementaria de Pobreza”.

La tasa de pobreza cayó al 13,5% desde el 14,8% del 2014, agregó el informe.

El ingreso medio subió un 5,2% a US$56.500 desde US$53.700 en 2014, en gran parte debido al crecimiento del empleo, dijeron funcionarios de la oficina a periodistas en una conferencia telefónica, consignó Reuters.

La reciente reducción de la tasa de pobreza es la disminución anual en puntos porcentuales más importante desde 1999, agregaron los funcionarios.

No obstante, analistas advirtieron contra el uso de la tasa de pobreza para evaluar la tendencia a largo plazo porque la cifra no tiene en cuenta los beneficios que no son en efectivo, como la entrega de alimentos y los reembolsos impositivos.

Según el Centro sobre Presupuesto y Prioridades Políticas, estos beneficios brindan mucha más asistencia que cuando se estableció el cálculo oficial de pobreza en la década de 1960, y han llevado a una reducción sustancial de las dificultades económicas.

Teniendo en cuenta esos programas, la Oficina de Censo calculó la llamada tasa suplementaria de pobreza en Estados Unidos en 14,3% un punto porcentual menos que en 2014.

Argumento le quita el piso a discurso de Trump

Los datos publicados por el Census Bureau (ver iPad) podrían debilitar el discurso del candidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump, según la columnista Gina Chon. Y es que además, la caída de la pobreza a niveles de la crisis de 2008 serían evidencia de que los programas del presidente Barack Obama están funcionando y podrían respaldar la posición de Clinton de un cambio incremental. Sin embargo, la ausencia de cambios en la desigualdad podría ser un argumento que Trump termine utilizando a su favor.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon