Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Valdés dice que la economía chilena "se ha ido acomodando bien", pero que no habla de "brotes verdes"

logotipo de Pulso Pulso 30-11-2016 Pulso

“Estamos viviendo un cambio estructural muy fuerte con el cambio de precios de las materias primas”, advirtió el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés.

En la presentación que cerró el 38° Encuentro Nacional de la Empresa (Enade) este miércoles, el secretario de Estado señaló que el ciclo de bajos precios que están experimentando los commodities –entre ellos, el cobre– ha tenido efectos en los ingresos del país, la producción de las empresas y la inversión en proyectos.

Valdés comentó que la caída del precio del metal rojo le ha significado a Chile dejar de recibir en torno a seis puntos del PIB en ingresos, mientras que la baja en la cotización del commodity se tradujo en una caída en la producción minera, que en octubre se contrajo un 10%.

La inversión total ha disminuido también, dijo el ministro, a pesar de que la inversión no minera ha logrado aumentar.

El país también ha visto su balanza fiscal deteriorarse, pasando de un superávit a un déficit fiscal en torno al 3%, comentó Valdés, aunque no es algo del último momento. “El deterioro ha sido importante, pero veníamos descuadrados de un tiempo atrás”, anterior a 2014, señaló.

“Nos comimos bastante del boom” del precio del cobre, dijo, y “ahora tenemos que ajustarnos a esta nueva realidad”.

© PULSO

Con un consiguiente avance de la deuda pública, el titular de Hacienda dice que el desafío del país es controlar la balanza fiscal.

En una nota de optimismo, Valdés resaltó que ha habido un avance en infraestructura y en la búsqueda de potenciar los sectores productivos no mineros, destacando la industria de los servicios y el potencial de la industria agroalimentaria.

También destacó un aumento en la inversión del Estado y una mejora en las perspectivas de inversión para los próximos años, señalando que el contexto actual muestra “un mundo que está empezando a verse mejor en muchas dimensiones”.

La economía chilena, destacó el ministro, “se ha ido acomodando bien” a pesar del desplome del cobre, con cifras de empleo estabilizándose y una inversión que empieza a repuntar, junto con algunos indicadores de confianza que empiezan a tomar vuelo. Esto no significa, sin embargo, que esté hablando de “brotes verdes”, indicó.

Además de advertir sobre un aumento del proteccionismo del mundo, el jefe de la cartera Hacienda rescató la firma de un Tratado de Libre Comercio con Uruguay –un miembro del Mercosur– y la profundización de las relaciones comerciales con China como esfuerzos por aumentar la apertura económica.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon