Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Vergara: si menor inflación se hace persistente sería necesario tener tasas más bajas

logotipo de Pulso Pulso 04-11-2016 Carlos Alonso

La inflación ha convergido más rápido de lo que el propio Banco Central (BC) tenía incorporado en su escenario base, ya que hoy se ubican en 3,1%. Por ello, el presidente del instituto emisor, Rodrigo Vergara, subrayó que “si las menores presiones inflacionarias que estamos teniendo hoy día se hacen más persistentes podría ser necesario algo mayor de estímulo monetario, es decir, tasas de interés más bajas”, dijo al participar en el seminario Perspectivas Económicas 2017, organizado por Copeval y Contempora. 

En ese sentido, Vergara acotó que si bien es una noticia positiva esta convergencia a la meta del BC de 3%, “la inflación que más ha caído es la de bienes, lo que responde principalmente a depreciación del dólar”, por ello, dijo que se debe esperar a que este efectos sea más permanente. 

Así las cosas, el presidente del BC puntualizó que la visión sobre los futuros movimientos de la política monetaria ha ido cambiando en el sentido de una mayor expansividad. “Nuestro mensaje ha ido en esa dirección (expansividad), ya que pasó de tener el sesgo de la política monetaria contractivo a un sesgo neutral, es más (en las Reuniones de Política Monetaria) las opciones que se han considerado son de mantener o de bajar”. 

Vergara precisó que “la tasa de interés se mantendrá en su nivel actual en el horizonte de política, pero como siempre esto es un supuesto de trabajo, por lo que esta trayectoria es contingente a cómo cambian las proyecciones de inflación en el horizonte. Por ello, en la medida que nosotros veamos que la inflación cambia, modificaremos nuestro escenario base y por ende alteraremos nuestras decisiones de política”. 

Crecimiento

En actividad, el presidente del ente rector subrayó que los “datos han ido en línea con lo previsto en el Informe de Política Monetaria (IPoM) de septiembre, donde proyectó que el PIB de 2016 estará entre 1,5% y 2%, mientras que para 2017, el rango previsto es de 1,75% a 2,75%. En este punto, Vergara destacó que “las proyecciones privadas siguen apostando a que el crecimiento de este año y el próximo estarán en torno a 2%. Al mismo tiempo, prevén que hacia el 2018 mejorará el desempeño de la economía”.

En cuanto al crecimiento de largo plazo, Vergara indicó que “un factor muy significativo ha sido la baja en la inversión. Si bien la caída más notoria ha sido la del sector minero, el resto de la formación bruta de capital fijo ha perdido fuerza, impactando las posibilidades de crecimiento de mediano plazo”. 

Al mismo tiempo, mencionó que la productividad de factores ha crecido a tasas por debajo de sus promedios históricos, lo que ha repercutido en que el PIB per cápita chileno aumente a un ritmo menor que en el pasado”.

Más de Pulso

image beaconimage beaconimage beacon