Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Brexit: gracias al voto de la tercera edad

dw.com dw.com 25-06-2016 Christoph Ricking (LGC / DZ)
Jóvenes en Londres el pasado 19 de junio participan en la campaña pro-permanencia "Un beso por Europa". © 2016 DW.COM, Deutsche Welle Jóvenes en Londres el pasado 19 de junio participan en la campaña pro-permanencia "Un beso por Europa".

Los jóvenes británicos votaron predominantemente por la permanencia de Gran Bretaña en la UE. Pero los votantes mayores son mayoría. Para la juventud, la decepción es grande, informa desde Londres Christoph Ricking.

Es apenas mediodía y Holly McCarthy y Rosie Beard se sientan frente a un bar cerca de la Universidad de Londres. Ambas votaron el jueves por la permanencia en la UE y están decepcionadas con el resultado. "Esto me rompe el corazón", dice Beard, de 24 años, que desconfía de los gobiernos conservadores y relaciona a la Unión Europea con el respeto a los derechos humanos.

"Pero así es la democracia", responde Holly McCarthy. "Nos podemos enfadar, pero el pueblo ha hablado y tenemos que vivir con eso", se resigna la joven, de 22 años de edad.

La mayoría de jóvenes británicos tenían, como McCarthy y Beard, el deseo de que el Reino Unido siguiera formando parte de la UE. En los barrios londinenses de Hackney, Lambeth o Herringey la media de edad es de 31 a 33 años. Aquí, más del 75 por ciento de la gente votó en contra del brexit, igual que en las ciudades universitarias de Oxford y Cambridge.

"Les han arrebatado el futuro"

Según una encuesta de YouGov, el 65 por ciento de los votantes de entre 18 y 24 años eligió seguir formando parte de la Unión Europea. Entre los votantes mayores de 65 años, la proporción es casi la opuesta: alrededor del 60 por ciento de ellos optó por el brexit.

Muchos en el Reino Unido interpretan así el resultado: los viejos han hipotecado un futuro, económica y políticamente, en el que son los jóvenes los que van a tener que vivir. "Una proporción significativa de los jóvenes quería continuar en la UE", remarca el jefe de los liberales demócratas, Tim Farron. "Han votado por su futuro, que luego les han arrebatado". El presentador de televisión británico James Corden se lamenta: "No me cabe en la cabeza lo que ha ocurrido en este país. Lo siento por los jóvenes, siento que se les ha dejado en la estacada".

Brecha generacional

"Es cierto, hay una división entre las generaciones", dice Anthony Wong, que trabaja en publicidad. "Es un poco injusto que las personas mayores hayan votado por el brexit y sean los jóvenes quienes deban afrontar las consecuencias". Pero ésa es precisamente la esencia de la democracia. "No siempre se toman las mejores decisiones". Él mismo, de 30 años, había votado por la permanencia y está decepcionado. "Es una pena que todo esto haya terminado, al menos por el Reino Unido".

A decir verdad, también hay muchos jóvenes que no han votado en el referéndum. La participación fue menor en las zonas de población más joven. El periódico The Times hizo una encuesta entre los asistentes al festival musical de Glastonbury. El 22 por ciento de los encuestados admitía no haber votado. De haberlo hecho, el 65 por ciento de ellos habría votado en contra del brexit. Sólo aquí se han quedado 15.000 votos.

"Creo que hay una cierta autocomplacencia", dice Anthony Wong interpretando el comportamiento de los votantes de su edad. "Yo sé de algunos que no han votado porque creían que de todas formas nos quedaríamos en la UE. Me gustaría decir que mi generación no es tan estúpida, aunque quizás sí lo sea".

"Muchos se sienten impotentes", dice Johnny Seymore. También votó contra el brexit y también está decepcionado. "Muchos creen que su voto no cuenta", dice el joven ingeniero de 26 años para explicar la baja participación de los jóvenes británicos. A menudo reina la opinión de que hay que elegir entre dos males, opina. "También muchos están descontentos con la UE por diversos motivos", admite.

Vivir 69 años con las consecuencias

"No sirve de nada que ahora nos enfademos con los viejitos", dice Holly McCarthy, que tienen, en última instancia, exactamente el mismo derecho al voto que los jóvenes. "Nos limitaremos a esperar hasta que se hayan ido y luego cambiaremos el mundo como queramos", resume con un guiño.

De acuerdo con los datos de la Oficina Nacional de Estadísticas, deben esperar todavía unos 16 años. Ese es el tiempo que, de media, vivirán los mayores de 65 años con las consecuencias del brexit. Holly McCarthy y los de su edad, por el contrario, un promedio de 69 años.


Autor: Christoph Ricking (LGC / DZ)

Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon