Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Consultorio de Arica habilita baños para atender pacientes

La Tercera La Tercera 09-09-2016

Una atípica situación se vive en el Consultorio Familiar (Cesfam) Amador Neghme, ubicado en la población Cardenal Raúl Silva Henríquez, de Arica, donde se habilitaron cuatro baños como boxes para atender pacientes.

Se trata de un recinto construido hace más de 40 años y pensado para una población de 20 mil usuarios, pero hoy esa cifra superaría los 29 mil, aseguran en el recinto. Gloria Lillo, vocera de la Asociación de Funcionarios del Cesfam, dijo que los más incómodos son los pacientes.

“En estas deplorables condiciones debemos cumplir con las metas sanitarias y objetivos de salud, respondiendo a un extenso sector de la ciudad que requiere de una atención digna para su familia. Muchas veces estamos con las personas y salen malos olores”, expresó.

Agregó que esta situación la han conversado con diferentes autoridades buscando soluciones, pero que no han recibido respuestas concretas: “Han venido intendentes, alcaldes, seremis de Salud.

Se hicieron mesas de trabajo, donde se firmaron compromisos, pero todo continúa igual y somos nosotros, los trabajadores, quienes enfrentamos la realidad y damos la cara a las personas que reclaman”.

Juan Faúndez, jubilado y paciente del Amador Neghme, manifestó que valoran el esfuerzo de quienes trabajan en el lugar por acomodar los espacios para poder recibir a la gente, pero apuntó que “también esperamos mejores condiciones, no que nos atiendan en un baño”. Rossana Testa, jefa de la Dirección de Salud Municipal (Disamu), reconoció la falencia, pero centró su análisis en el largo plazo y en la construcción de infraestructura de acuerdo al crecimiento y la necesidad de la población actual: “El problema de fondo es que no hay planificación ni coordinación en los diversos niveles. Acá hay cesfams que deberían atender 10 mil personas, pero absorben a 40 mil.

El ministerio implementa nuevos programas, pero la infraestructura no va de acuerdo a estas atenciones”. Añadió que “pese a las falencias, yo descarto cualquier riesgo para la salud de las personas. Pero estamos disponibles para conversar con quien corresponda para mejorar la situación”.

Más de La Tercera

image beaconimage beaconimage beacon