Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

FMI: “brexit” ralentizará crecimiento de la eurozona

dw.com dw.com 08-07-2016
© 2016 DW.COM, Deutsche Welle

La institución estima que la salida de Reino Unido impactará negativamente en la economía europea, lo que significaría una baja de 0,2 por ciento en las previsiones de crecimiento.

En un informe completo de revisión anual de la economía de la zona euro, el Fondo Monetario Internacional comunicó este viernes (08.07.2016) que la salida del Reino Unido de la Unión Europea seguramente afectará de forma moderada, pero visible, el crecimiento de la región, y estima que esto redundará en una baja en las previsiones de crecimiento para este año y para los dos siguientes.

“El crecimiento esperado del producto interior bruto (PIB) de la zona euro se espera que se desacelere del 1,6 por ciento de este año al 1,4 por ciento en 2017, principalmente debido a impacto negativo del resultado del referéndum en el Reino Unido”, apuntó el organismo en su informe. La entidad dirigida por Christine Lagarde justificó esta rebaja por “una probable mayor debilidad de la confianza de los inversores debido a una más elevada incertidumbre, mayor volatilidad financiera y una menor demanda de importaciones británicas”.

Lagarde había advertido con anterioridad sobre los efectos negativos que tendría para las economías europeas una eventual salida de Londres. “Si esta aversión al riesgo se prolonga, creemos que el impacto en el crecimiento podría ser mayor, pero en este momento es muy difícil decir cuánto va a durar este período”, afirmó Mahmood Pradhan, director adjunto del Departamento Europeo del FMI en una conferencia telefónica con periodistas.

Baja inflación

El informe, además de prever una ralentización del crecimiento, señala que la inflación en la eurozona será menor de lo previsto por los próximos dos años. A mediano plazo, el FMI prevé un escenario de crecimiento “mediocre” para la zona euro, ya que persisten profundas cicatrices de la crisis, como altos niveles de endeudamiento, elevadas tasas de desempleo, especialmente entre la población más joven, y problemas no resueltos en los sistemas bancarios de varios países.

En los próximos cinco años se espera un crecimiento de apenas el 1,5 por ciento en la zona euro, con una inflación del 1,7 por ciento, por debajo del objetivo del Banco Central Europeo (BCE) del 2 por ciento, detalla el texto. La sorpresiva decisión adoptada por los votantes británicos significa que Reino Unido deberá renegociar sus acuerdos de inmigración y de comercio con la Unión Europea. Muchos inversionistas van a esperar conocer las nuevas reglas antes de decidir poner dinero en el mercado.

DZC (EFE, dpa)


Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon