Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La reina Máxima, sin nafta en plena ruta

LA NACION LA NACION 25-04-2014 La Nacion

AMSTERDAM.- Los reyes posmodernos no sólo están más cerca del resto de los mortales que cuando se los tenía como los elegidos de los dioses. A esta altura comparten sus intereses, sus preferencias, sus inquietudes... Y sufren algunos de sus mismos contratiempos, como lo demostró Máxima Zorreguieta, reina de Holanda, en un incidente con su auto particular.

En un episodio vial de carácter netamente plebeyo, en efecto, Máxima iba manejando de vuelta hacia Amsterdam desde Bruselas, la semana pasada, cuando el auto se le quedó sin nafta y debió salir a la banquina de la transitada ruta E19, que conecta las dos ciudades.

La reina volvía de visitar en Bruselas a uno de sus diseñadores favoritos, Edouard Vermeulen, de la casa de modas Natan, cuyos diseños suele preferir para vestir en ocasiones públicas. Según la prensa de la farándula europea, que ayer difundió la noticia, Máxima le estaría dando los últimos toques a su vestuario de gala en vistas del Día del Rey, que se celebrará pasado mañana, la gran fiesta anual de los holandeses en homenaje a sus monarcas.

A diferencia de otros conductores, eso sí, Máxima no tuvo ninguna necesidad de llamar al seguro, pedir auxilio a la grúa, hacer dedo a un buen samaritano o caminar a la estación de servicio más próxima con el bidón en la mano: ahí detrás estaban, muy atentos, sus guardias de seguridad, que viajaban en otros vehículos y salieron en su auxilio. Comprobado el problema, le cargaron el tanque y volvió al volante.

"No creo que ella realmente se ocupe de saber lo que le pasa a su auto. Probablemente sea un olvido de la seguridad o quizá subestimó sus kilómetros", dijo Vermeulen cuando se enteró de la anécdota. "La reina es una persona excesivamente positiva y entusiasta, muy dinámica. Es una mujer actual."

Más de LA NACION

image beaconimage beaconimage beacon