Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Reparan una de las cajas negras de avión egipcio siniestrado

dw.com dw.com 28-06-2016
© 2016 DW.COM, Deutsche Welle

Los circuitos del artefacto que sirve como bitácora electrónica se encuentran dañados por acumulación de sal. No obstante, se espera recuperar también los datos de la segunda caja negra, informa comisión investigadora.

La comisión francesa de investigación del siniestro del avión de EgyptAir que se estrelló el pasado mayo en el Mar Mediterráneo ha reparado el sistema electrónico de la caja negra que contiene los datos del vuelo, informó el Ministerio egipcio de Aviación.

La reparación tuvo lugar en los laboratorios de la comisión francesa, donde se llevaron a cabo diferentes pruebas para comprobar que el archivo de los datos del avión se encontraba en la caja negra.

El proceso de reparación fue comprobado por el comité técnico de investigación después de su llegada a París en la tarde de ayer, añadió el comunicado.

Según la nota, hoy comenzará el proceso de reparación del sistema electrónico de la segunda caja negra, que se encontraba en la cabina de la aeronave. En ella se espera encontrar grabadas las conversaciones de los pilotos.

Después, será transferida a El Cairo para llevar a cabo análisis de datos en el Departamento Central para Accidentes Aéreos en el Ministerio egipcio de Aviación Civil.

Circuitos dañados

Está previsto que estos análisis ayuden a esclarecer las causas de la tragedia aérea.

Las dos cajas negras, tanto la de cabina que graba las conversaciones de los pilotos como la que registra la información de vuelo, fueron recuperadas a mediados de mes.

El pasado día 22, el comité egipcio informó de que las cajas negras del avión presentan acumulaciones de sal en sus circuitos eléctricos.

El avión, un Airbus 320 que cubría la ruta París-El Cairo, desapareció del radar en la madrugada del 19 de mayo, tras penetrar en el espacio aéreo egipcio poco más de un kilómetro, y se precipitó en las aguas del Mediterráneo.

De las 66 víctimas, 30 eran egipcias y 15 francesas, y entre ellas había siete tripulantes y tres agentes de seguridad, además de los 56 pasajeros.

El pasado jueves, el gobierno egipcio declaró muertas de forma oficial a las personas que viajaban a bordo del avión de EgyptAir, que hasta ahora habían sido consideradas como desaparecidas.

EL(efe, dpa)

Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon