Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Rinden tributo en Reino Unido a diputada asesinada

dw.com dw.com 17-06-2016
Davod Cameron (der) y Jeremy Corbyn © 2016 DW.COM, Deutsche Welle Davod Cameron (der) y Jeremy Corbyn

El primer ministro britanico, David Cameron, y al líder laborista, Jeremy Corbyn, recordaron el compromiso de Jo Cox en favor de una sociedad mejor. El asesinato provoca consternación internacional.

El primer ministro británico, el conservador David Cameron, y el líder del Partido Laborista, Jeremy Corbyn, rindieron hoy tributo a la parlamentaria laborista Jo Cox, asesinada el jueves, durante una vigilia en su distrito de Birstall, en el condado de West Yorkshire.

A pedido de los laboristas, Cameron acordó convocar al Parlamento, que se encontraba en receso, para honrar a Cox el lunes, indicó Corbyn.

Corbyn afirmó que Cox murió "por un acto de odio" que constituyó "un ataque a la democracia", mientras que Cameron señaló que el Parlamento había perdido a "uno de sus representantes más apasionados y brillantes".

La gente "debería apreciar y valorar nuestra democracia, en la que los miembros del Parlamento llevan adelante actividades públicas, rinden cuenta ante la opinión pública, están disponibles para la gente, y así es como Jo murió", dijo Cameron. "Murió haciendo su trabajo", añadió.

"Hoy, nuestra nación está, con razón, conmocionada", dijo Cameron. "Es momento de detenerse un momento y pensar en algunas de las cosas que son tan importantes para este país", señaló.

Durante el día de hoy se llevarán a cabo otras vigilias en el Reino Unido, incluyendo una en la plaza Parliament Square, en el centro de Londres.

El asesinato de la parlamentaria dividió las aguas en relación al referéndum por la posible salida del Reino Unido de la UE, que se celebrará el jueves. Hay quienes propusieron suspender la campaña por jueves y viernes, mientras que otros creen que la suspensión se debería mantener hasta el domingo.

Trasfondo poco claro

En tanto, la prensa británica informó hoy que el presunto asesino de la diputada tuvo relación con una organización neonazi de los Estados Unidos y con grupos defensores del apartheid.

Al parecer el detenido apoyó durante mucho tiempo a National Alliance (NA), un grupo neonazi estadounidense, y en 1999 compró un manual de la agrupación que incluía instrucciones para fabricar una pistola, afirmó el diario citando al Southern Poverty Law Center.

Según el "Daily Telegraph", el sospechoso, de 52 años y nacido en Escocia, también estuvo abonado a una publicación digital del grupo de extrema derecha Sprinbock Club, que defendió el Apartheid sudafricano.

"The Independet" también hizo referencia a un correo electrónico enviado hace una década por la publición del Sprinbok Club, que describía al sospechoso como "uno de los primeros suscriptores y simpatizantes de SA Patriot", una revista publicada por el grupo sudafricano White Rhino Club, también defensor del Apartheid.

Sin embargo, la policía sigue investigando lo ocurrido y no se ha pronunciado respecto a una posible motivación política del crimen.

Reacciones internacionales

Cox fue asesinada el jueves mientras hacía campaña a favor de la permanencia del Reino Unido en la Unión Europea (UE) de cara al referéndum del 23 de junio, y por eso una de las posibilidades es que haya una relación.

Sin embargo, un hermano del atacante manifestó dudas sobre una posible motivación política. El hombre relató que su hermano tiene "un historial de enfermedades mentales, aunque estaba recibiendo ayuda". "Mi hermano no es violento y para nada politizado".

La diputada, que estaba casada y tenía dos hijos pequeños, fue atacada a tiros y acuchillada en plena calle al mediodía del jueves en el centro de la pequeña ciudad de Birstall, cerca de Leeds. Murió horas después en el hospital. Políticos de todos los partidos lamentaron su muerte.

Según "The Times", la policía del distrito de Cox, West Yorkshire, había revisado su seguridad en los tres últimos meses después de que "se enfrentase a una serie de amenazas". Según el diario, no había relación entre esas amenazas y el supuesto atacante.

En todo el país las banderas ondean hoy a media asta. También llegaron condenas desde otros países. La canciller alemana, Angela Merkel, habló de un "acontecimiento trágico" y el Departamento de Estado norteamericano se mostró "conmocionado y horrorizado".

La Comisión Europea también reaccionó con consternación. "La muerte de Jo conmocionó y llenó de tristeza a personas de todo el mundo, entre ellas muchas aquí en Bruselas", dijo el portavoz principal del Ejecutivo europeo.

EL(dpa, efe)

Más de Deutsche Welle

image beaconimage beaconimage beacon