Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

GM enfrenta una cuarta investigación por su retraso en reparar automóviles

EFE EFE 04/07/2014 EFE

Washington, 11 mar (EFEUSA).- General Motors (GM) enfrenta una cuarta investigación, esta vez por iniciativa del Departamento de Justicia estadounidense, por su retraso a la hora de llamar a revisión a 1,6 millones de vehículos afectados potencialmente por un defecto que ha causado al menos 13 muertos en EE.UU.

Varios medios de comunicación estadounidenses informaron hoy en sus ediciones digitales que la investigación preliminar la dirigen fiscales de Nueva York para determinar si el fabricante de automóviles cumplió con las leyes del país.

Ni el Departamento de Justicia ni General Motors (GM) hicieron comentarios sobre la posible apertura de la investigación.

De confirmarse las informaciones, sería la cuarta investigación en marcha sobre el defecto en los vehículos.

El comité de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes anunció el lunes que celebrará vistas para investigar la respuesta de GM así como la del organismo federal que supervisa el sector, la Administración para la Seguridad en la Carretera de Estados Unidos (NHTSA).

NHTSA investiga las acciones de General Motors, que sabía desde hace una década que un defecto en el sistema de encendido de determinados automóviles podía provocar la cancelación de los airbag delanteros cuando los vehículos estaban rodando por las carreteras.

GM también ha lanzado una investigación interna, en la que participan al menos dos firmas de abogados y peritos ajenos a la empresa, para averiguar la razones del retraso en la llamada a revisión.

El periódico "The Detroit News" señaló este martes que los encargados de la investigación interna en GM recopilan miles de documentos y entrevistan a empleados que tengan conocimiento de lo ocurrido desde 2004, cuando se detectó el defecto.

El mes pasado, GM llamó a revisión a un total de 1,6 millones de vehículos para reparar el defecto que afecta a automóviles de los años 2003 a 2007 y de las marcas Pontiac, Saturn (ambas ya desaparecidas) y Chevrolet.

Tras la masiva llamada a revisión, la nueva consejera delegada de GM, Mary Barra -quien asumió el puesto el pasado 15 de enero-, defendió la decisión de su equipo de reconocer el problema en el sistema de encendido.

"Mi respuesta es sencilla: ese no es el problema" dijo Barra en un comunicado a los trabajadores de GM y en referencia al potencial daño a la imagen de la compañía que representa llamar a revisión 1,6 millones de vehículos y admitir que el defecto ha causado al menos 13 muertos en Estados Unidos.

"Los vehículos que hacemos hoy en día son los mejores que podemos recordar y estoy segura de que no tendrán problemas por sus propios méritos. Y la reputación de nuestra compañía no estará determinada por la llamada en sí misma, sino por cómo respondemos al problema", dijo Barra.

Barra también insinuó que la falta de acción para solucionar el problema descansa en la compañía que existía antes de la salida de la quiebra del fabricante estadounidense en 2009, como lo prueba, en su opinión, el hecho que la nueva GM haya encarado el problema.

"Aunque lamento profundamente las circunstancias que nos han colocado en esta situación, aprecio cómo la GM de hoy ha respondido hasta el momento", afirmó Barra. EFEUSA

Copyright (c) Agencia EFE, S.A. 2011, todos los derechos reservados

image beaconimage beaconimage beacon