Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

La llamada a revisión de 7,4 millones de vehículos golpea la imagen de Toyota

EFE EFE 04/07/2014 EFE

La llamada a revisión de 7,4 millones de vehículos golpea la imagen de Toyota

Tokio, 10 oct (EFE).- Toyota llamó hoy a revisión a más de 7,4 millones de vehículos en todo el mundo por un fallo eléctrico, en un nuevo revés para su imagen en un momento en que afronta retos como la fortaleza del yen y la incierta situación de sus ventas en China.

Se trata del mayor número de vehículos incluidos en un único llamamiento a revisión del principal fabricante de vehículos japonés, que ha comunicado que se trata de un fallo en 14 modelos vendidos en todo el mundo provocado por un defecto en el elevalunas eléctrico.

Pese a no afectar directamente a la seguridad de los vehículos, el coste de las revisiones y reparaciones podría resultar significativo para la compañía, ante la enorme escala del proceso.

En Europa, la llamada afecta a casi 1,39 millones de unidades producidas entre septiembre de 2006 y diciembre de 2008, mientras que en Estados Unidos el volumen a revisar es de 2,47 millones fabricados en esas mismas fechas, confirmó a Efe un portavoz de Toyota.

A éstos hay que sumar 1,4 millones de unidades en China fabricadas entre 2005 y 2010, y casi medio millón más en Japón salidas de fábrica entre 2006 y 2008.

El problema está localizado en el pulsador situado junto al asiento del conductor que abre y cierra la ventana delantera derecha, debido a que el recubrimiento de cera sobre la pieza puede provocar que se funda parcialmente, se bloquee y deje de funcionar.

Así viene detallado en un informe publicado hoy por el Ministerio de Transportes nipón, que ha especificado que el fallo ha sido detectado en 39 vehículos en Japón, aunque en ningún caso se ha informado de accidentes.

El propio grupo ha informado al Ministerio de que mañana comenzará a realizar las revisiones en el país asiático y que comunicará el fallo en los vehículos a sus clientes a través del correo ordinario.

No es la primera vez que un defecto de serie detectado en sus coches afecta al fabricante de Aichi, que entre 2009 y 2011 llamó a revisión en varias partidas a casi 10 millones de vehículos en total por un fallo mecánico en el acelerador.

Aquel proceso se desencadenó a raíz de conocerse una dramática llamada realizada a los servicios de emergencia en EEUU por el conductor de un Lexus afectado por este fallo instantes antes de sufrir el accidente que costó la vida a sus cuatro ocupantes.

Este suceso y el llamamiento posterior acabaron por suponer uno de los mayores golpes para la imagen y las ventas de la compañía, uno de los buques insignia de la tercera economía mundial.

A la llamada a revisión anunciada hoy se une la persistente fortaleza del yen frente al euro y al dólar, debido a su condición de divisa refugio, algo que ha recortado la competitividad y los beneficios de Toyota y otros gigantes exportadores japoneses con insistencia desde 2010.

Además, ayer mismo Toyota anunció que vendió en septiembre en China, uno de los mayores mercados de automóviles del mundo, 44.100 unidades, un 48,9 por ciento menos que en el mismo periodo de 2011 debido al creciente sentimiento antijaponés en ese país a causa de una disputa territorial entre Tokio y Pekín.

Según el diario Nikkei, esto podría suponer que el fabricante redujera su producción en el país vecino en un 50 por ciento, lo que supondría sacar de fábrica entre 30.000 y 40.000 vehículos menos al mes.

La decisión de Japón de adquirir en septiembre tres de las islas del disputado archipiélago Senkaku/Diaoyu provocó ese mes violentas manifestaciones en varias ciudades chinas que obligaron a Toyota, que posee plantas en ciudades como Tianjin, Changchun o Sichuan, y a otras empresas niponas a cerrar fábricas y oficinas. Andrés Sánchez Braun

Copyright (c) Agencia EFE, S.A. 2011, todos los derechos reservados

image beaconimage beaconimage beacon