Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Neymar medita irse del Barça

Logotipo de Sport Sport hace 5 días Albert Masnou
A Neymar le ha aconsejado dejar el Barcelona para no estar a la sombra de Messi. © Reuters A Neymar le ha aconsejado dejar el Barcelona para no estar a la sombra de Messi.

Neymar está a un paso de empezar su quinta temporada en el Barcelona. El brasileño fue una de los iconos en la presentación de Rakuten con el Barcelona en Tokio y después se ha incorporado a los entrenamientos con aparente normalidad. Nada extraño según el protocolo habitual. Sin embargo, hay algo que parece incomodar a Neymar en Barcelona, motivo por el que le ha llevado a escuchar cada vez con más fuerza los ecos que llegan de una parte de la familia que le aconsejan que su paso por el Barça sea temporal, no duradero como en el caso de Messi.

Neymar tiene novias cada verano desde que llegó al Barça, incluso antes con el acoso del Madrid, pero siempre han quedado en nada. Este verano se han intensificado las muestras de interés y él, según cuentan partes afectadas, se ha dejado querer.

Es entonces cuando hay que echar la vista atrás para entender qué pasa con él, porqué tiene el culo inquieto. Neymar ha logrado todos los títulos que quería excepto uno: el Balón de Oro. Es campeón de Europa, de Liga, del Mundial de clubs… de todo. Pero nunca ha logrado aspirar al título que le acredita como el mejor de Europa. Ni se ha acercado a este reto porque jamás ha quedado entre los tres primeros. A esto hay que añadir el runrún que le llega de su casa y le dice que “al lado de Messi siempre serás un segundo, siempre estarás en la sombra”.

A sus 25 años, Neymar, por primera vez en mucho tiempo, ha escuchado con más interés que nunca las ofertas o las llamadas que ha recibido de entrenadores o presidentes. Las vacaciones han sido largas, ha tenido tiempo para reflexionar y hay que tener en cuenta que equipos como el City, el United, el PSG o incluso el Madrid buscan nuevos iconos mundiales. Esas estrellas que pueden servir para ganar títulos pero seguro que sirven para vender camisetas y una imagen internacional y de modernidad.

Durante estas semanas, Neymar no se ha prodigado en frases poco comprometedoras con el Barcelona, que inquietan al seguidor azulgrana. “Quién sabe el día de mañana. Estoy adaptado, pero todo puede pasar, quién sabe. ¿El Manchester? Sí… o el Eibar” dijo el pasado 10 de julio.

Cuando en septiembre de 2016 fue cuestionado por el interés del PSG, Neymar admitió que hubo contactos y su agente recalcó que estuvo reunido con Nasser Al Khelaifi “y Neymar sopesó la propuesta para ser el mejor pagado del mundo”. También desde SPORT informamos a finales del pasado curso de las llamadas telefónicas de José Mourinho para convencerle de que dejara el Barcelona y fichara por el United pasando a ocupar el hueco que dejaría Ibrahimovic.

El Barcelona, por su parte, considera que tiene al jugador atado y contento después de que el pasado 21 de octubre de 2016 estampara la firma de su renovación con un contrato con duración hasta el 30 de junio de 2021, un sueldo de 15 millones de euros y una cláusula de rescisión de 200 millones de euros para este verano, de 222 para 2018, de 222 para 2019 y de 250 para las tres últimas temporadas de contrato.

La salida de un jugador como Neymar del Barcelona no es fácil porque la inversión debería ser estratosférica, pero tampoco hay que olvidar por Mbappé, un extremo que aún no es nadie en el panorama europeo, se barajan cifras que pueden rondar los 130 millones de euros. Habrá que estar atentos.

Volver a reproducir vídeo

Vídeo proporcionado por Perform

MÁS EN MSN

-La Fábrica le come la tostada a La Masía

-La salida de James incendia el vestuario del Madrid

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Visita la web de Sport

image beaconimage beaconimage beacon