Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

‘Noozhoh Canarias’: desde Madrid a por las 2.000 Guineas

AS AS 23/03/2014 Jesús Mínguez

Yo vi correr a Noozhoh Canarias” es la frase que quiere pronunciar todo aficionado al turf español. Que es como decir ‘yo vi correr al mejor caballo español de la historia’. Un potro nacido, criado y preparado aquí con una historia de cuento: los canarios, Juan Carlos y José Luis Bolaños, lo compraron en una subasta de la Dehesa de Milagro por 11.000 euros y, tras sólo cuatro carreras, han llegado a ofrecerles por él 1,5 millones de euros que han rechazado para continuar con su sueño, correr y, quien sabe si ganar, las 2.000 Guineas el 3 de mayo en el hipódromo inglés de Newmarket. Una de las mejores carreras de purasangres del mundo.

“España está en la tercera regional del turf a nivel mundial”, advierte Faina Zurita, presidenta de la Zarzuela para poner en contexto cómo una cenicienta, un caballo estabulado en su hipódromo, sin gran pedigrí, puede atreverse con lo máximo. “Los caballos en el turf duran pocos años y es difícil llegar a tener símbolos, ídolos, y Noozhoh es nuestra gran estrella”, recuerda Zurita, que mira al cielo porque Noozhoh debería correr el próximo domingo 30 de marzo en el Torre Arias en Madrid, en el que está matriculado. Todo dependerá del terreno. De estar muy blando, el potro de la cuadra Bolaños lo cambiará por un Grupo 3 en Maissons-Laffitte (Francia), el 3 de abril. Sólo disputará eso antes de las míticas 2.000 Guineas.

Noozhoh es hijo de Caradak y Noozhah (esperanza, en árabe), la yegua que dio a los Bolaños las primeras victorias en el turf. “Sentimentalmente, nos apetecía tenerlo”, recuerda ahora el menor de los hermanos. Debutó en 2013 y ganó en Madrid dos carreras. Fue a Burdeos y, en agosto, dejó sin fondos La Teste-de-Bunch porque su victoria se pagaba 40-1. Se exhibió. Se atrevieron con el Jean-Luc Lagardère dentro de la reunión del Arco del Triunfo en Longchamp (París). Karakontie le derrotó por poco, y por un tropezón de Noozhoh. La leyenda estaba en marcha... Acumula 130.510 euros en premios. Menos de los 1,5 que se habrían embolsado sus dueños por la venta.

“Los últimos 200 metros de París fueron espectaculares porque se dejó la vida”, recuerda Enrique León, su preparador, también canario, de 33 años y que trabajó en Newmarket, por lo que sabe mucho del reto que se plantean. “Es una pista superselectiva, todo en línea recta, con repechos duros y un final que pica hacia arriba. Se necesita mucho motor... Y me da miedo que sólo Frankel, el mejor caballo de la historia, ganó las 2.000 Guineas corriendo en punta. El estilo de Noozhoh es parecido. Intentamos templarlo en los entrenamientos, pero en competición sale su instinto, su genio...”. No le va el terreno blando, como le ocurrió en Longchamp. Por eso también sopesan cambiar Newmarket por la Poule francesa si hubiera barro. El martes se sabrá si saldrá en Madrid. Quizá la última oportunidad de presumir dentro de unos años: “Yo vi correr a Noozhoh Canarias”.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de AS

image beaconimage beaconimage beacon