Al utilizar este servicio y el contenido relacionado, aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad.
Estás usando una versión más antigua del explorador. Usa una versión compatible para obtener la mejor experiencia en MSN.

Así es el casting de Mercedes para fichar pilotos

Logotipo de SPORTYOU SPORTYOU 06/12/2016 David Sánchez de Castro
Así es el casting de Mercedes para fichar pilotos © Getty Images Así es el casting de Mercedes para fichar pilotos

Este lunes, casi sin tiempo para digerir los éxitos de otro año brillante, las puertas de la fábrica de Mercedes, en Brackley (Northamptonshire, Inglaterra), se abrieron para albergar una de las reuniones más importantes de los últimos años en el equipo alemán: elegir un sustituto para Nico Rosberg. El casting no es fácil, y por eso la decisión no la tomó de manera unipersonal Toto Wolff, jefe de la escudería y máximo responsable de los designios deportivos, sino que reunió a las grandes cabezas pensantes del equipo para decidir.

Había cinco protagonistas principales en la sala de juntas de Mercedes, además de la cúpula de los ingenieros. Primero, por supuesto, estaba Wolff liderando la reunión. A su lado, Niki Lauda, director no ejecutivo y uno de los principales asesores para tomar decisiones deportivas (a efectos prácticos, un consultor de primer grado); junto a ellos, Paddy Lowe, máximo responsable técnico del equipo. Además de estos tres nombres, que suelen ser los portavoces más reconocibles por el público, opinaron Ron Meadows, director deportivo de Mercedes, y Andrew Shovlin, jefe de ingenieros y uno de los hombres de confianza de Lowe.

La larga reunión se prolongó hasta que tomaron una decisión, aunque no se hizo pública este mismo lunes porque aún no estaba cerrada la operación del sustituto de Rosberg. La intención era cerrar el perfil buscado y comenzar con las primeras llamadas al elegido.

Las alternativas de Mercedes: un lobo o un cordero

En Mercedes tenían dos alternativas: fichar un piloto 'top' o hacerse con un escudero para Hamilton. En palabras de Wolff, sólo dos pilotos de la parrilla no se han puesto en contacto con él (directa o indirectamente), así que tenían dónde buscar de sobra. Eliminada la opción de un corredor de primer nivel (Alonso, Vettel, Verstappen...) por diversos motivos (contractuales, fundamentalmente), quedaba la segunda alternativa.

Como escuderos para Hamilton, el nombre de Bottas es el más atrayente: dócil, con buenos contactos en Mercedes (Wolff es uno de sus representantes), con prestigio y que gusta a la directiva de la casa madre en Alemania. El principal obstáculo es ese presunto pacto de no agresión que tienen con los equipos grandes para no tocar a sus hombres ya firmados.

En Mercedes, como en Red Bull (aunque a menor escala), cuentan con una estructura deportiva de cantera que les permite tener un as en la manga en caso de que las opciones de fuera fallen, aunque hasta el momento siempre se han decantado por corredores ya contrastados. Es el caso de Rosberg, y en su momento de Schumacher o del propio Hamilton. No obstante, en esta nueva etapa, pueden afrontar el cambio con alguien de la casa: Pascal Wehrlein, actualmente sin equipo después de que Manor no le haya confirmado, o Esteban Ocon, firmado por Force India. Entre los dos, el preferido es Wehrlein, además de porque cuenta con un poco más de experiencia, porque es alemán, un detalle para nada irrelevante. De hecho, si en Mercedes no suben a Wehrlein o a un compatriota (sólo queda el improbable Nico Hülkenberg, fichado por Renault), será la primera vez en su historia que no cuentan con un piloto teutón en sus filas: ni en los 50, con nombres como el de Karl Kling o Hermann Lang, ni en la época reciente, con Michael Schumacher y Nico Rosberg.

Gestión anuncios
Gestión anuncios

Más de SPORTYOU

image beaconimage beaconimage beacon